Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a americateve. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Miami

Ya yo no aguanto más: cubana recién llegada con un I220A vive en las calles de Miami junto a su esposo

Una pareja cubana vive bajo un puente en el Downtown de Miami, al no tener respuestas sobre su proceso migratorio

americateve | Victoria Joseph
Por Victoria Joseph

La señora Mercedes Dueñas llegó hace un año a Estados Unidos a través de la frontera. Según ella, ha aplicado a los programas ayudas de comida del Departamento de Niños y Familias y la respuesta siempre ha sido negativa.

“Ya yo no aguanto más, se los juro que yo no aguanto más, durmiendo así en la calle, durmiendo en el puente, no tengo donde hacer mis necesidades, yo nunca pensé que iba a pasar este proceso”, dijo la señora.

Días de angustia, miedo y desesperación ha tenido que enfrentar Mercedes, quien desde hace varios meses vive en una esquina debajo de un puente en la segunda avenida y la primera calle del suroeste de Miami.

“Aquí es donde yo duermo, tengo que orinar en una palangana, en un carrito, en las noches duermo aquí y cuando me sacan de aquí, tengo que dormir en la acera”, agregó.

La cubana se encuentra bajo el amparo del formulario I-220A, mientras que su esposo, quien llegó meses después, recibió un parole humanitario.

Ninguno de los dos procesos legales ha avanzado, por ello, el abogado de Inmigración Willy Allen se ofreció a brindarles asesoría legal.

“La señora tiene el derecho de haber recibido ayuda de Children and Family Services, no sé por qué no ha recibido esa ayuda, también lleva más de un año en los Estados Unidos, debió haber presentado un asilo frente a un juez de Inmigración y tiene oportunidad también de aplicar para su residencia al año y un día, no hay razón alguna por la cual Children and Family no les ha dado la ayuda para que puedan establecerse en este país”, dijo Allen.

Esta pareja no tiene familia en Miami y hace meses la señora Mercedes empezó a padecer varios problemas de salud.

“Eso es una hernia, que no sé si es una hernia que me ha venido a salir aquí, porque yo no tenía esto en Cuba, esa hernia me vino a salir a mi aquí”, dijo la mujer.

La señora Mercedes era cocinera en Cuba y su esposo Omar Noriega se dedicaba a la soldadura. Hoy sólo esperan que alguien los ayude para encontrar empleo y encaminar sus vidas.

“Yo lo que quisiera es tener un trabajo donde yo pueda trabajar en cualquier cosa para salir adelante, que no lo tenemos, porque no tenemos Social Security, ni Permiso de Trabajo, y al no tener ayuda, lo que nos queda es dormir en la calle”, dijo Noriega.

Y será este martes cuando el abogado Willy Allen se reúna con la pareja personalmente para buscarle solución a su situación.

americateve | Victoria Joseph
Por Victoria Joseph

Deja tu comentario

Destacados del día

Exdiplomático estadounidense admite haber espiado para Cuba durante décadas

Destacadas de América Latina

La literatura catamarqueña ¿goza de buena salud? 4

Chaku: Tradición ancestral que protege a las vicuñas

Comisarios y subalternos, a juicio por millonario hurto

¿Querés estar informada/o las 24hs?

Suscribite a nuestro Newsletter