miércoles 7 de diciembre 2022

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a americateve. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
4 de abril de 2017
Departamento de Estado

Marco Rubio: 'Trump va a tratar a Cuba como la dictadura que es'

4 de abril de 2017 - 20:28

A dos meses de anunciar formalmente una revisión completa de la política hacia Cuba, los actores políticos y económicos interesados en el tema siguen cortejando frenéticamente al gobierno. Pero en este momento no hay una persona cercana al presidente Donald Trump que controle el guión sobre Cuba.

Quien sí ha hablado tres veces sobre Cuba con el presidente es el senador Marco Rubio.

“Hemos estado revisando todas estas cuestiones con el presidente y su equipo, tratando de discernir los pasos adecuados a dar y cuándo”, dijo Rubio a el Nuevo Herald. “Estoy seguro de que el presidente Trump va a tratar a Cuba como la dictadura que es y que nuestra política a futuro reflejará el hecho de que no es interés nacional de Estados Unidos hacer negocios con los militares cubanos”.

Rubio dijo a Oscar Haza, periodista de la televisión local de Miami, que había hablado personalmente con Trump en tres ocasiones sobre Cuba. Un portavoz del senador dijo a el Nuevo Herald que Rubio y su equipo “han estado trabajando tras bambalinas sobre la política hacia Cuba. Si han dicho más cosas en público sobre Venezuela últimamente, es simplemente por toda la actividad relacionada con la OEA”.

Los cubanos no han dejado de notar el reciente protagonismo del senador cubanoamericano en la política exterior sobre las Américas, y lo fustigaron en el diario oficial Granma por su actuación en el tema venezolano, aunque cuidadosamente han dejado fuera a Trump de los insultos. El gobierno de Raúl Castro, en un ejercicio inusual de contención, no ha realizado ningún gesto dramático, mientras espera por la revisión de la política hacia Cuba, que no ha concluido, según ha dicho la Casa Blanca.

Según voceras de la Casa Blanca y el Departamento de Estado, el Consejo de Seguridad Nacional (NSC) está al frente de la revisión, que abarca a varias entidades federales. Pero según varias fuentes, es Jill St. John, una funcionaria de bajo nivel del NSC, quien coordina el ejercicio. La Casa Blanca no contestó inmediatamente a correos del Nuevo Herald sobre St. John.

En un primer nivel, la revisión implica conocer lo que hizo el gobierno anterior y las normas en vigor. Pero quienes están recopilando esta información “no tienen instrucciones sobre qué hacer con eso”, dijo una fuente que favorece el acercamiento a Cuba. Y faltan nombramientos de funcionarios en puestos claves —en el Departamento de Estado y otros— que deben dar el visto bueno a la revisión y las propuestas de política, “que serían las personas con las que se podría tratar el tema de Cuba”, aseveró otra fuente del grupo partidario del embargo, frustrada por el “vacío” en el gobierno de Trump.

Pero tratar a Cuba como una dictadura —algo que han pedido también algunos disidentes cubanos— no requiere necesariamente una reversión total de lo que hizo el presidente Barack Obama. Aunque dijo que iba a haber cambios en la política hacia Cuba, Rubio no respondió directamente si estaba a favor o no de esta última postura, delineada más claramente en un memorando que fuentes del Congreso vinculan con la oficina del representante federal Mario Díaz-Balart — y que circuló en el Congreso y la Casa Blanca.

El documento pide eliminar todo lo que hizo el presidente Obama desde diciembre del 2014 e imponer sanciones si Cuba no cumple en 90 días una serie de requisitos establecidos en la Ley Helms-Burton, así como demostrar avances en las negociaciones con Estados Unidos en temas como la devolución de fugitivos y la compensación por bienes confiscados.

“A Estados Unidos le conviene que la sociedad cubana cambie de régimen. En ese sentido es correcta la posición de Díaz-Balart. La idea de que una isla empobrecida y diminuta no le puede hacer daño a la nación más poderosa de la tierra es falsa”, opinó el periodista y escritor Carlos Alberto Montaner. “Lo que une a los países del Socialismo del Siglo XXI, a los terroristas islámicos, a Irán y a Corea del Norte, todos tan diferentes, no es el amor al marxismo, que ya no existe, sino el antiamericanismo impulsado por Cuba. Por eso era absurdo renunciar a un cambio de régimen en Cuba, como hizo el presidente Obama”.

“El memo es la aplicación de la Ley Helms-Burton y eso es muy difícil de implementar”, acotó Montaner.

Sin embargo, el memorando es sólo uno de muchos, insisten varias fuentes.

La Casa Blanca dijo que parecía un documento “de la Transición. Parte del lenguaje se apega a lo que dijo el presidente durante la campaña, que está guiando la revisión de la política de Estados Unidos hacia Cuba. La revisión no está completa y por lo tanto no hay más comentarios en este momento”, dijo una funcionaria.

Durante la campaña, Trump prometió “echar atrás” todas las medidas tomadas por Obama si el gobierno cubano no accedía a demandas de Estados Unidos. Meses después, “tratar a Cuba como una dictadura” es la frase que está circulando más en los círculos políticos de Washington y Miami.

Read more here: http://www.elnuevoherald.com/noticias/mundo/america-latina/cuba-es/article142649669.html#storylink=cpy

FUENTE: elnuevoherald.com / Nora Gámez Torres

4 de abril de 2017 - 20:28

Deja tu comentario

Destacados del día

El Juez dictó sentencia: Aaron Judge se queda en los Yankees
Hombre en EEUU acusado de liderar secta y tener 20 esposas
El FBI arresta a una joven cubana de Miami junto a su madre y su esposo por esquema de fraude de atención médica de $37 millones

Destacadas de América Latina

La literatura catamarqueña ¿goza de buena salud? 4

Chaku: Tradición ancestral que protege a las vicuñas

Comisarios y subalternos, a juicio por millonario hurto

¿Querés estar informada/o las 24hs?

Suscribite a nuestro Newsletter