martes 31 de enero 2023

Alcanzaste el límite de 40 notas leídas

Para continuar, suscribite a americateve. Si ya sos un usuario suscripto, iniciá sesión.

SUSCRIBITE
Coral Gables Hospital

Revelan nuevos detalles del asesinato de la cubano-americana CEO del Coral Gables Hospital

De acuerdo con archivos judiciales, Mazzorana su esposo no tenía antecedentes de incidentes domésticos.

El hallazgo el día antes del Día de Acción de Gracias resultó algo devastador: la directora ejecutiva del Coral Gables Hospital fue encontrada asesinada de un disparo por su esposo, quien luego se quitó la vida.

Dos días más tarde, sigue sin saberse qué provocó exactamente que Antonio Mazzorana, de 62 años, matara a María Cristina Jiménez, de 61 años, y luego se suicidara en la casa en el vecindario de Schenley Park, cerca de Coral Gables, donde vivían los dos. Hasta el momento, los investigadores la Policía del Condado Miami-Dade no han dado a conocer un posible motivo.

De acuerdo con archivos judiciales, Mazzorana no tenía antecedentes de incidentes domésticos.

Revelan nuevos detalles del asesinato de la cubano-americana CEO del Coral Gables Hospital

Sin embargo, varias fuentes policiales dijeron que Mazzorana podría estar padeciendo problemas de salud mental y que, recientemente, había dejado entrever la posibilidad de suicidarse.

El incidente ha dejado pasmados a los que conocieron a la pareja, que llevaba décadas juntos.

Jiménez, era abuela, y en una ocasión dijo en una entrevista que le gustaba cocinar en sus horas libres.

Comenzó trabajando como una interna en el hospital, y con el tiempo, fue subiendo de la posición de flebotomista hasta convertirse en su principal ejecutiva en 2017.

Rebeca Sosa, ex comisionada de Miami-Dade que forma parte de la junta del Hospital de Coral Gables, describió a Jiménez como una persona generosa con su tiempo y una jefa muy popular. “

Todo el mundo la quería”, dijo Sosa. “Cualquiera podía llamar a Cristina para que ayudara a alguien, porque siempre estaba dispuesta a hacerlo”.

Los cadáveres se descubrieron el miércoles, después que la hija adulta de Jiménez no pudo comunicarse con su madre durante dos días. La hija fue a la casa de Jiménez y Mazzorana, ubicada en la cuadra 5700 de la calle 34 del suroeste, poco antes del mediodía. Los automóviles de ambos estaban en la cochera. Cuando nadie abrió la puerta, la hija llamó a la policía.

FUENTE: elnuevoherald.com

Deja tu comentario

Destacados del día

Destacadas de América Latina

La literatura catamarqueña ¿goza de buena salud? 4

Chaku: Tradición ancestral que protege a las vicuñas

Comisarios y subalternos, a juicio por millonario hurto

¿Querés estar informada/o las 24hs?

Suscribite a nuestro Newsletter