Cuba 14 septiembre 2020

Este año no hay caldosa para los CDR, anuncia el exespía Gerardo Hernández

La crisis sanitaria provocada por la pandemia en Cuba obliga a 'celebrar en casa y mantener la disciplina y el aislamiento'

Este año "no se efectuará la tradicional caldosa colectiva ni actos masivos", anunció el exespía cubano Gerardo Hernández, coordinador nacional de los Comités de Defensa de la Revolución (CDR) en referencia a las celebraciones que cada año esa organización oficial organiza durante su aniversario, el 28 de septiembre.

No obstante, dada la situación epidemiológica que vive Cuba debido al rebrote del Covid-19 y al confinamiento hasta el 30 de septiembre de La Habana, las autoridades decidieron suspender las fiestas populares, cada vez menos seguidas por los cubanos.

Hasta hace unos años, los barrios recibían del Gobierno algunos alimentos para la preparación de la tradicional caldosa en esas ocasiones, ajiaco que ahora depende de las colectas de alimentos que realizan los propios vecinos de puerta en puerta.

Hernández dijo a la estatal Agencia Cubana de Noticias que este año, cuando se conmemora el 60 aniversario de la organización de vigilancia y delación creada por Fidel Castro, la situación obliga a "celebrar en casa y mantener la disciplina y el aislamiento".

Por esa razón, comentó, el adorno de viviendas y calles, así como la entrega de medallas, distinciones y premios, respetarán las restricciones establecidas para controlar la propagación del nuevo coronavirus.

Los CDR esta año proponen colocar placas y pegatinas en hogares de médicos exportados por La Habana hacia países afectados por el Covid-19, de los peloteros de la recién inaugurada Serie Nacional de Béisbol y de "familias destacadas en la producción de alimentos en patios y parcelas", una de las "misiones" de los CDR.

Hernández fue "elegido" hace menos de dos semanas como nuevo coordinador nacional de los CDR, tras la "liberación por renovación" de Carlos Rafael Miranda Martínez, quien encabezó la organización durante más de nueve años.

De 55 años y considerado el cabecilla de los cinco agentes del Gobierno cubanos que estuvieron presos en Estados Unidos por espionaje, era hasta el momento vicecoordinador nacional de la organización. Actualmente es diputado a la Asamblea Nacional del Poder Popular.

Hernández ha provocado burlas en los últimos meses por sus propuestas absurdas para aliviar la severa escasez de alimentos en Cuba. Entre ellas, las de sembrar una calabaza, una piña y cosechar un racimo de plátanos por CDR.

Fuente: diariodecuba.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario