Cuba29 noviembre 2019

Mujer asesina a su amante en Santiago de Cuba por 70 000 pesos

Luego de varios días en un centro penitenciario la mujer confesó haber matado a Alexis, y admitió haberlo planificado junto a su esposo

SANTIAGO DE CUBA.- El pasado 17 de noviembre varias personas hallaron el cuerpo sin vida de Alexis Casternaux Medina, en Songo la Maya, Santiago de Cuba, específicamente en el poblado conocido como Ti Arriba.

Una mujer que no accedió a revelar su identidad, pero que es muy cercana a la víctima, contó a CubaNet sobre el suceso.

Alexis desapareció desde el viernes 15 de noviembre en horas de la tarde, y fue encontrado hasta el domingo, en un horario similar, colgado de un árbol con un alambre de púas alrededor de su cuello.

Al examinar el cuerpo, los peritos aseguraron que había fallecido producto de una brutal golpiza que le propinaron, y no de una asfixia por ahorcamiento como parecía.

“Tenía ambas piernas y una costilla fracturadas, y un ojo salido. Lo mataron a golpes,” declaró la señora.

Alexis, que era campesino y tenía a varias personas trabajando para él en sus tierras, había ido el viernes a Ti Arriba con el objetivo de cobrar un dinero resultante de la cosecha de café, y con el objetivo de pagarle el salario a sus trabajadores, entre otras cosas.

El hombre, que iba acompañado por una mujer, recibió alrededor de 70 000 pesos. “Él fue con una mujer de unos 40 años o menos, retiró el dinero y cuando yo se lo iba a dar me dijo que se lo diera a ella. Eso hice y la muchacha lo puso en un bolso marrón que llevaba”, comentó la cajera, que dio declaraciones en anonimato.

Esa tarde fue la última vez que alguien vio a Alexis con vida, exceptuando a la mujer que lo acompañaba, de quien se supo más tarde su nombre: Noralis, que era su amante.

Todos lo dieron como desaparecido, incluso Noralis.

Según un vecino en el poblado de Patricinio, próximo a Ti Arriba: “La amante se apareció en un velorio en el que yo estaba con el hermano de Alexis, en un motor. La razón fue que estaban preocupados porque él no aparecía, y como era su cumpleaños la casa estaba llenándose de gente”.

Nadie sospechó que un rato más tarde, un primo de la víctima que también estaba buscándolo lo encontraría colgado de un árbol, detrás de la “Casa Museo Cafetal Soledad”, en Ti Arriba.

La primera impresión fue que se había ahorcado, pero los resultados preliminares sorprendieron a todos.

Las autoridades llegaron a la escena luego de varias horas de haber sido encontrado el cadáver y Medicina Legal determinó que Alexis Casternaux Medina había sido colgado post mortem.

“Dijeron que la muerte había sido producto a fuertes golpes que recibió la víctima con algún objeto contundente”, comentó un espectador que allí se encontraba.

También vieron que “la yegua estaba al lado del árbol donde yacía el cuerpo. En ese momento los peritos determinaron que dado el amarre que tenían las riendas del animal debió haber sido una mujer quien lo ató. Además, encontraron una botella de ron y un preservativo usado cerca del lugar”, concluyó el testigo.

La víctima llevaba más de dos días muerto, y después de haber sido golpeado hasta morir lo colgaron para simular un suicidio, concluyeron las autoridades. Por eso dejaron la yegua y su celular, aunque apagado, a su lado. Lo único que no estaba con él eran los 70 000 pesos que había cobrado.

La amante era la principal sospechosa, por lo que la policía la detuvo de inmediato. Luego del arresto se comprobó que la mujer tenía un pasaje para viajar al exterior el día siguiente.

Noralis, de quien no ha trascendido el apellido, fue trasladada, junto a su esposo y otras dos personas, a la Unidad Policial de Songo La Maya y luego al Centro de Instrucción Penal con Sede en Versalles, Santiago de Cuba. Todos presuntamente implicados en el hecho.

Luego de varios días en el centro penitenciario de Santiago de Cuba la mujer confesó haber matado a Alexis, y admitió que todo lo había planificado junto a su marido, según una fuente cercana al caso que solicitó el anonimato.

Según declaró la acusada, ella calculó el día en que la víctima cobraría el dinero y planeó asesinarlo para quedarse con el dinero, pues pretendía salir del país, junto al marido, para tratar de llegar y establecerse en los Estados Unidos.

El día del asesinato Norelis le puso algo en la bebida a Alexis para atontarlo, y se marcharon juntos del lugar donde estaban, relató la fuente. Ya en el sitio planeado, su esposo y las otras dos personas, de quienes tampoco se conoce la identidad, comenzaron a golpearlo con un mazo de hierro hasta matarlo.

La amante poco después le rodeó el cuello con un alambre de púas y entre todos lo subieron al árbol para que pareciera que se había quitado la vida. Tomaron el dinero y lo enterraron en un sitio del que ya dieron la dirección a la policía.

Ante tan horrendo hecho, las autoridades aún no se han pronunciado.

Fuente: cubanet.org

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario