Associated Press 19 septiembre 2020

Tormenta Tropical Beta pone en alerta a las costas de Texas

OKLAHOMA CITY, Oklahoma, EE.UU. (AP) — Una temporada de huracanes excepcionalmente activa en el Océano Atlántico ha llevado el sábado a las poblaciones a lo largo de las costas de Texas a prepararse para una tormenta tropical que podría tomar la fuerza de huracán antes de tocar tierra la próxima semana.

Tanto la ciudad de Galveston como el condado Galveston emitieron el sábado mandatos de desalojo voluntario previo a la llegada de la Tormenta Tropical Beta, al igual que la ciudad de Seabrook al norte de Galveston.

El alcalde provisional Craig Brown señaló en un comunicado que se esperan que un elevado oleaje y hasta 25 centímetros (10 pulgadas) de lluvia inunden varios tramos carreteros, dejándolos intransitables, especialmente en el oeste de la ciudad y zonas bajas.

Durante una conferencia de prensa el sábado, el juez del condado, Mark Henry, se dijo preocupado de que la tormenta genere más inundaciones al tiempo que no se espera que se emita una orden de evacuación obligatoria.

“Si son capaces de sobrevivir en sus hogares durante tres o cuatro días sin electricidad, lo cual ni siquiera estamos seguros que vaya a suceder, entonces están bien”, indicó Henry. “Si resulta incómodo o necesitan equipo de soporte vital, quizá deberían ir a otra parte”.

La tormenta tropical Beta se estaba gestando en el Golfo de México, a 510 kilómetros (320 millas) con dirección este-sureste de Corpus Christi, Texas, a 395 kilómetros (245 millas) al sur de Lake Charles, Luisiana, dijo el Centro Nacional de Huracanes de Estados Unidos.

Se espera que el el sistema tome fuerza de huracán al tiempo que se acerque a Texas el domingo y lunes. Los meteorólogos emitieron una advertencia de tormenta tropical desde Port Aransas, Texas, hasta Intracoastal City, Luisiana. Una alerta de lluvias torrenciales también fue emitida de Port Aransas, Texas, a High Island, Texas.

En caso que Beta toque llegue a las costas de Texas, sería la novena tormenta con nombre en tocar tierra en Estados Unidos continental en 2020, lo que igualaría un récord establecido en 1916, según Phil Klotzbach, experto en huracanes de la Universidad Estatal de Colorado.

En Lake Charles, Luisiana, donde miles de personas continúan sin electricidad más de tres semanas después de que el Huracán Laura azotada la costa, las autoridades se muestran preocupadas de que Beta pudiera causar nuevos chubascos en la región. Se prevé que caigan hasta 15 centímetros (20 pulgadas) de lluvia en algunas partes de la zona, subrayó en un informe Donald Jones, un meteorólogo del Servicio Meteorológico Nacional y quien se encuentra establecido en Lake Charles.

“Mucha gente pregunta ‘¿va a ser como Harvey? ¿Va a ser como Imelda?’”, afirmó Jones. “No estamos hablando aún de totales de lluvia que se sitúan en el orden de magnitud que conocimos”.

Imelda, que azotó en 2019 el sureste de Texas, fue uno de los ciclones que dejó las mayores precipitaciones de que se tenga registro. Harvey dejó más de 127 centímetros (50 pulgadas) de lluvia en 2017 en Houston.

Sin embargo, si la tormenta termina desplazándose un poco más lento de lo pronosticado, los totales de lluvia podrían superar los 51 centímetros (20 pulgadas), señaló Jones.

“Harvey fue un evento muy específico y único, pero estamos hablando de la misma idea en función de lluvias muy fuertes”, agregó.

Beta tenía vientos máximos sostenidos de 95 km/h (60 mph) y no registraba cambios en su ubicación el sábado por la tarde.

Los expertos pronosticaban marejadas ciclónicas de 1,2 metros (4 pies) en partes de la costa de Texas que abarcaban las bahías de Baffin, Corpus Christi y Galveston así como otros lugares. También se prevén vientos, aguaceros, oleaje peligroso y condiciones de corrientes de resaca.

Mientras tanto, Teddy mantiene la fuerza de huracán el sábado, con vientos máximos sostenidos de 195 kph (120 mph) y se dirige al noroeste a 20 km/h (13 mph). Teddy tiene su epicentro a 765 kilómetros (475 millas) al sureste de las Bermudas menos de una semana después de que el Huracán Paulette azotara ese territorio británico.

Una advertencia de tormenta tropical entró en vigor para las Bermudas.

Según los pronósticos, un fuerte oleaje causado por Teddy podría afectar las Antillas menores, las Antillas mayores, las Bahamas y las Bermudas, así como la costa este de Estados Unidos.

Partes de la costa de Alabama y el noroeste de Florida continuaban resintiendo los efectos del huracán Sally, que tocó tierra el miércoles. Al menos dos muertes fueron atribuidas a ese meteoro. Alrededor de 82.300 usuarios continuaban sin luz el sábado en el noroeste de Florida. La empresa Gulf Power dijo que 95% de sus clientes en la zonas más afectadas de los condados Escambia y Santa Rosa tendrían la energía restaurada hasta el atardecer del martes.

Por su partes, los habitantes de Springfield fueron advertidos de evitar contacto con las aguas estancadas debido al derrame de unos 19.000 litros (5.000 galones) de aguas negras en el lago Martin, según autoridades sanitarias del condado.

El Ejército de Salvación distribuía el sábado unas 10.000 comidas en 10 lugares en el noroeste de Florida.

___

Los periodistas de The Associated Press, Kelli Kennedy, en Fort Lauderdale, Florida, y Jeff Martin, en Marietta, Georgia, contribuyeron a este despcho.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario