Mundo 10 mayo 2022

Salvadoreño demanda a gobierno de EEUU por deportación

CONCORD, Nueva Hampshire, EE.UU. (AP) — Un salvadoreño que afirma que fue encarcelado, golpeado y torturado después de haber sido deportado erróneamente por Estados Unidos, presentó el martes una demanda contra el gobierno federal en la que pide indemnización por la forma en que fue tratado.

José Daniel Guerra Castañeda, de 25 años, quien ya regresó a Estados Unidos y vive en Massachusetts, dijo en la demanda presentada a su nombre por la Unión Americana de Libertades Civiles (ACLU, por sus siglas en inglés), que el Servicio de Control de Inmigración y Aduanas (ICE) lo deportó en 2019 a pesar de una orden judicial que le permitía quedarse en Estados Unidos. Agregó que fue erróneamente acusado de ser miembro de una pandilla y de cometer homicidio en El Salvador.

Guerra Castañeda afirma que pasó casi 300 días en una cárcel atestada e insalubre cuando regresó a El Salvador, en donde “experimentó tortura y otras formas de trauma físico y emocional”. Como resultado, sigue sufriendo dolor físico y emocional, incluso constante dolor en la espalda, según estipula la demanda presentada en la Corte Federal de Distrito de Massachusetts.

“La violación del ICE a las órdenes judiciales federales para mantener a nuestro cliente en el país le costaron un horrible trauma físico y emocional que durará toda la vida”, afirmó SangYeob Kim, un abogado inmigratorio en la ACLU de Nueva Hampshire, que presentó la demanda junto con el despacho legal Preti Flaherty.

“Ningún ser humano debería ser enviado por Estados Unidos a un país en donde será torturado o perseguido antes de tener una oportunidad de impugnar su deportación”, agregó Kim. “Nadie está sobre la ley y, cuando la corte emite una orden, estamos legalmente obligados a cumplirla, sobre todo el gobierno de Estados Unidos”.

Un vocero del ICE no respondió de momento una petición de comentario.

Un juez federal en Boston falló en 2019 que Guerra Castañeda podía permanecer en Estados Unidos para impugnar la orden de deportación girada por un presunto homicidio que cometió en El Salvador. Guerra Castañeda, que vivía en Massachusetts pero fue detenido en Nueva Hampshire, argumentó que enfrentaría “persecución y tortura” en El Salvador.

La ACLU dijo que Guerra Castañeda fue enviado a un centro de detención en Luisiana en espera de su deportación. Luego del fallo, documentos oficiales muestran que funcionarios en Boston enviaron un correo electrónico a sus colegas en Luisiana aconsejándoles que Guerra Castañeda no fuera deportado.

A pesar de ese correo, fue deportado dos días después de la segunda de dos órdenes judiciales que suspendían su deportación, de acuerdo con la ACLU.

En la demanda, la ACLU dijo que funcionarios del ICE y del Departamento de Seguridad Nacional debieron estar enterados de la orden para mantener a Guerra Castañeda en el país. También argumentaron que la forma en que fue tratado Guerra Castañeda en El Salvador podría deberse a su deportación errónea.

El ICE regresó a Guerra Castañeda a Estados Unidos en noviembre de 2020, luego de que desestimaron sus cargos criminales en El Salvador. Terminó pasando 417 días en el país. Está en proceso de solicitar residencia permanente.

La ACLU dijo que el caso de Guerra Castañeda es parte de una tendencia. A nivel nacional, afirmó, ha documentado al menos ocho casos en los que el ICE intentó deportar a alguien después de que una corte falló que la persona podía quedarse. En tres casos, indicó, la persona fue deportada ilegalmente a pesar de una ley que lo prohíbe. En cinco casos, un abogado inmigratorio intervino y evitó su deportación.

Fuente: Associated Press

Notas Relacionadas

Deja tu comentario