EEUU 15 septiembre 2020

Revitalizada campaña de Biden irrumpe en estados decisivos

WASHINGTON (AP) — Se suponía que Donald Trump tenía dinero para despilfarrar y difundir avisos que acabarían con toda posibilidad de Joe Biden de ganar las elecciones de noviembre.

Meses de gastos cuantiosos en publicidad, no obstante, hicieron poco por debilitar al candidato demócrata. Y la enorme ventaja que tenía el presidente en sus arcas se ha evaporado. De hecho, fue Biden quien gastó más el mes pasado, casi el doble que su rival, según archivos de datos publicitarios.

Después de recaudar 364 millones de dólares, una cifra récord, en agosto, Biden invirtió decenas de millones de dólares en una lluvia de avisos en los estados que decidirán las elecciones. El objetivo es difundir un mensaje de liderazgo competente, responsabilizando a Trump por un año perdido por el mal manejo de la pandemia del coronavirus, la agitación social y las penurias económicas.

La campaña de Trump, por su parte, tuvo que ajustarse el cinturón y no emitió publicidad alguna varias veces en agosto para conservar recursos, haciendo que cunda el temor entre sus aliados de que los demócratas pueden emitir mucha más publicidad televisiva en la recta final de la campaña.

“Debería servir de alarma a los donantes republicanos, que tienen que seguir aportando”, dijo David McIntosh, exlegislador de Indiana que lidera Club for Growth, una organización conservadora que ha salido al rescate de Trump y difundido avisos en su nombre. “Fox News va a ayudar a propagar el mensaje de Trump, pero los grandes medios no. Esto quiere decir que debe contar con suficientes recursos como para comunicarse directamente con los votantes”.

La publicidad probablemente no decida las elecciones, pero es una herramienta importante, sobre todo en un año como este, en el que el coronavirus reduce el contacto directo con el electorado, sobre todo en el caso de los demócratas, que no están yendo de puerta en puerta para alentar a la gente a que acuda a las urnas.

Esto hace que resulte más importante que nunca contar con mensajes que lleguen a los distintos sectores y saturar la televisión y las redes sociales con publicidad.

Biden está difundiendo mensajes enfocados en los suburbios, los afroamericanos y también tiene publicidades en español, en busca del voto hispano. Además intensifica sus críticas a Trump.

La campaña de Trump niega tener problemas financieros y destaca que ha reservados espacios publicitarios por 200 millones de dólares. Agrega que el hecho de que Biden tenga tantos avisos dirigidos a distintos grupos demográficos es un signo de debilidad.

También destaca que Biden está gastando dinero en Minnesota, viejo bastión demócrata que Trump trata de conquistar.

Pero hay otros signos de debilidad en la campaña de Trump.

Si bien Trump ha gastado más dinero que Biden en Facebook, que fue considerado una de las claves de su victoria en el 2016, un análisis de la firma Applecart indica que unos dos tercios de esos avisos están dirigidos a donantes, no a convencer a los votantes, en estados que no son decisivos.

Y de los avisos en los estados que sí decidirán las elecciones, solo la mitad buscan persuadir a los votantes, de acuerdo con el análisis.

Trump, por otro lado, está a la defensiva en estados que ganó con comodidad en el 2016. Reservó 17,3 millones de dólares en Ohio, un estado que los demócratas inicialmente descartaron; 15,8 millones en Carolina del Norte y 5,3 millones de dólares en Iowa, de acuerdo con datos de Kantar-CMAG.

El lunes la gente de Trump suspendió la difusión de avisos por 2,5 millones de dólares en Iowa, Ohio y Nevada. La semana pasada también había cancelado avisos en esos tres estados, así como en Arizona, New Hampshire y Pensilvania.

La campaña de Trump dijo que esas medidas eran parte de un replanteo más grande de la campaña publicitaria y afirmó que emitiría avisos nuevos en la televisión por cable, publicidad en español e irían a mercados locales en Arizona y Pensilvania.

Los demócratas dicen que no se confían y que hay sectores republicanos que están ayudando a Trump.

Uno de ellos, el Preserve America PAC, es dirigido por Chris LaCivita, estratega republicano que estuvo al frente de Swift Boat Veterans for the Truth, una agrupación que contribuyó a hundir la candidatura del demócrata John Kerry en el 2004 al difundir afirmaciones falsas sobre su servicio en Vietnam.

“Deben tener reservado dinero para lo que seguramente se viene, que es difamar a Biden, distorsionando sus antecedentes, pintándolo como alguien que no es, el clásico ataque de Republican Swift Boat”, declaró David Brock, fundador de American Bridge, un importante grupo de apoyo de los demócratas.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario