Puerto Rico 24 noviembre 2020

Covid-19 acelera el uso del pago digital

Mientras se reduce en 65% el uso de efectivo en la Isla

La necesidad de mantener el distanciamiento físico tras la crisis sanitaria del coronavirus ha forzado un cambio en los hábitos de compra de los puertorriqueños que ha resultado en un aumento significativo en las transacciones digitales y una disminución del efectivo que corre en los comercios locales.

Una encuesta realizada por MasterCard y Americas Market Intelligence (AMI) en 13 países de la región de América Latina y el Caribe (LAC) demostró que Puerto Rico se convirtió en el segundo país donde más compras digitales se realizaron durante la pandemia, lo que supuso un crecimiento de 48% en este segmento. Esto, a su vez, generó una merma de 65% en el uso de efectivo en la Isla.

En entrevista con EL VOCERO, José Vargas, “country manager” de MasterCard en Puerto Rico, sostuvo que el informe reveló que la pandemia adelantó las proyecciones de crecimiento en pagos electrónicos que preveían para la Isla y el resto de la región. El estudio analizó la economía de Argentina, Brasil, Chile, Colombia, Costa Rica, República Dominicana, Ecuador, Guatemala, Jamaica, México, Panamá y Puerto Rico.

“Hicimos la encuesta en 13 de los más grandes mercados económicos de Latinoamérica y el Caribe a unas 2,556 personas. Descubrimos que en toda la región el comercio electrónico se ha expandido a un nivel que estimábamos tardaríamos años en alcanzar. La pandemia ha impulsado su uso aún más. Lo ha hecho más urgente y adelantó nuestras proyecciones”, sentenció.

Vargas enfatizó que Puerto Rico fue el segundo país luego de Chile —que registró un 66% de crecimiento— donde más creció el comercio electrónico y estima que la tendencia al alza se sostenga aun cuando culmine la pandemia. De hecho, un 20% de los tarjeta habientes en Puerto Rico aseguró que después de la pandemia continuará realizando compras digitales con más frecuencia.

El ejecutivo detalló que dado a que el comercio electrónico se convirtió en la única opción durante los meses de confinamiento, las ventas a través de este canal incrementaron en LAC del 45% previo a la emergencia a 83% en los últimos meses. “Están abandonando progresivamente los pagos en efectivo y migrando hacia la utilización de plataformas de pago ‘online’ y pagos con tarjetas de crédito y débito”, afirmó.

Vargas reveló, además, que en el Caribe el 59% de los encuestados reportó haber aumentado el gasto en el comercio digital y, de estos, el 17% afirmó haber realizado su primera compra en línea durante la pandemia. “Las transacciones comerciales electrónicas se convirtieron en el único medio para adquirir bienes físicos, realizar interacciones sociales y de entretenimiento. Esto se refleja claramente en los datos de los compradores”, agregó.

Merma el uso de efectivo

El aumento en transacciones digitales dio paso a una merma en el uso de efectivo en la región. De acuerdo con el estudio, el 62% de los consumidores en el Caribe reportó haber utilizado menos efectivo durante la pandemia y el 40% aseguró que lo redujo en al menos 20%.

En el caso de Puerto Rico, el uso de efectivo se redujo en 65% a consecuencia del aumento en transacciones digitales y pagos con tarjetas de crédito y débito. “Esto se debe a que la mayoría de los comercios estaban cerrados y los consumidores se vieron obligados a adaptarse a los pagos electrónicos. Además, en el mundo físico, el consumidor no tiene confianza en la higiene del efectivo”, aseguró Vargas.

El 52% de los encuestados en Puerto Rico también aseguró que después de la pandemia seguirán utilizando la banca digital con más frecuencia, lo que a juicio del ejecutivo, facilita el manejo del dinero, reduce las visitas a las sucursales bancarias y los cajeros automáticos, contribuyendo a que se siga reemplazando el efectivo. Vargas señaló, además, que ante el auge que han tenido las transacciones digitales en la Isla, la empresa está comprometida con desplegar nuevas y modernas tecnologías en el mercado local que permitan avanzar aún más la digitalización y la transición hacia los pagos sin contacto.

“Estamos trabajando con los bancos locales para que los consumidores boricuas puedan tener acceso a las tarjetas ‘contactless’ y que los comercios puedan tener los terminales adecuados para este tipo de tecnología. Igualmente, estamos entrenando 120 comercios locales sobre cómo aceptar este tipo de pagos”, acotó.

El ejecutivo indicó que ante el panorama, está confiado en que en un futuro Puerto Rico y el resto de la región LAC pueda eliminar el uso del efectivo como ha sucedido en otros países con más captación y bancarización, como es el caso de China. “En algún momento esto se puede dar en esta región. Espero que suceda y que se pueda seguir impulsando la disminución del efectivo”, puntualizó.

Fuente: elvocero.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario