Mundo15 agosto 2019

Panamá celebra el quinto centenario de su fundación

PANAMA (AP) — Panamá celebró su pasado con un emotivo mensaje para los panameños del futuro.

En la víspera del festejo del jueves por los primeros 500 años de existencia de su capital, una “cápsula del tiempo” fue introducida a un monolito de concreto construido a la entrada del museo de la Plaza Mayor del parque arqueológico Panamá Viejo. En la caja de acrílico se guardó una veintena de objetos --una colección de monedas del Banco Nacional, tarjetas del metro, un directorio telefónico, fotografías, periódicos locales-- y fue sellada con una placa en la que se escribieron las instrucciones para abrir en cien años, cuando se conmemoren los 600 años de fundación de la ciudad de Panamá en 2119.

“Es muy emotivo porque una parte de nosotros va en esta caja”, dijo Silvia Estarás directora Ejecutiva de la comisión de los 500 de fundación del Patronato Panamá Viejo. “La idea es guardar un mensaje... y que sea encontrado por generaciones futuras”.

La ciudad de Panamá festejó el quinto centenario de su fundación engalanada con murales en diferentes avenidas que exhibieron retazos de su historia y del presente urbano. Además, cientos de mariposas fueron liberadas en las ruinas de la antigua ciudad.

Las celebraciones principales se desarrollaron en el parque Panamá Viejo, declarado Patrimonio de la Humanidad en 2003, integrado por ruinas de conventos, edificios administrativos de los reyes de España e iglesias de la antigua ciudad, fundada sobre el Pacífico el 15 agosto de 1519 por Pedro Arias de Ávila.

Mariposas enormes de color azul y otras pequeñas con tonos naranja y negro --especies nativas y abundantes de Panamá, criadas en el mariposario metropolitano-- revoloteaban al ser liberadas y muchas se posaban sobre los presentes que habían llegado desde temprano.

En diferentes lugares de la capital se realizaban festejos con presentaciones folclóricas, así como desfiles de colegios públicos y privados. En el metro los pasajeros fueron sorprendidos con hombres y mujeres simulando personajes destacados en la historia panameña.

El presidente Laurentino Cortizo aprovechó la fecha para sancionar la ley que eleva a un rango ministerial el hasta ahora Instituto Nacional de Cultura.

“Hoy, como hace 500 años, comparto con todos los panameños un anhelo que se realiza y un sueño que se cumple”, dijo Cortizo en un acto celebrado en la sede del Parlamento Latinoamericano, ubicado cerca de la entrada Pacífica del Canal. “Cuando este día sea recordado, se dirá que cinco siglos después, Panamá está aquí, en la esperanza”.

Para el historiador Néstor Sanchez, la fecha es importante para “valorar los antecedentes históricos” de los habitantes del Istmo, y que al igual que hace 500 años preserva muchas de sus características. Mencionó por ejemplo que Panamá sigue siendo un punto importante de tránsito de personas y de mercaderías. “Como antes, somos un crisol de razas”, dijo.

Agregó que en medio de la celebración es vital recordar que antes de la fundación de la ciudad como tal hubo pobladores indígenas. “La ciudad de Panamá se fundó sobre una aldea de pescadores” y también ello es parte de la celebración, dijo en referencia a los pobladores precolombinos del istmo. “Tenemos una historia más allá de 500 años”, apuntó.

Previo a la liberación de las mariposas, los presentes cantaron feliz cumpleaños y degustaron un dulce gigantesco, una réplica de la Plaza Mayor del parque arqueológico.

Las especies que se liberaron fueron Morpho, Heliconius y Siproeta. La idea es devolverlas a su hábitat para que se reproduzcan, dijo el biólogo Samuel Valdés. Explicó que en el pasado esas especies abundaban en el área, pero a raíz del desarrollo urbanístico han desparecido. Mencionó que en los últimos años se ha resguardado un pequeño bosque alrededor de las ruinas y espera que las mariposas liberadas se reproduzcan allí.

La ciudad de Panamá fue establecida poco después de que los conquistadores españoles avistaran el Océano Pacífico desde el Istmo de Panamá. Fundada sobre una zona de manglar frente al océano, la ciudad fue saqueada y destruida por piratas en el siglo XVII y trasladads en 1673 a las faldas del Cerro Ancón, hoy el Casco Antiguo.

“Me siento contento, son quinientos años, me da gusta estar vivo y vivir esta celebración”, dijo Rainir Osorio, de 25 años, estudiante de arquitectura que se encontraba en el parque arqueológico degustando un trozo del dulce de la celebración. “Es una gran festejo que da gusto compartir”.

Argentina de Casal, una funcionaria de la Biblioteca Nacional de 55 años, dijo que estaba feliz por la celebración, sobre todo porque Panamá “ha tenido una historia de saqueo y opresión”.

“Desde el inicio, saqueados por piratas, por los españoles durante la conquista, fuimos parte de Colombia... hemos tenido una historia de lucha y de querer ser libres”, agregó.

En la tarde, en la ruinas de Panamá Viejo, el presidente Cortizo liderará un gabinete turístico.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario