México 14 octubre 2020

¡La actriz cubana Aylín Mujica fue secuestrada en México!

Afortunadamente, la bellísima cubana vivió para contarlo. Este es su estremecedor relato.

Aylín Mujica acaba de llevarse el susto de su vida. Sin poder contener todavía los nervios al recordar lo ocurrido, la actriz y modelo de origen cubano relató ante las cámaras de Suelta La Sopa el secuestro express del que fue víctima y del que, gracias a Dios, salió ilesa.

“Tenía un vuelo que salía de México a las seis de la mañana, 6 y 25 para ser más exactos, y la persona que me iba a llevar no contestó porque era domingo. Entonces, yo me vi en la necesidad de pedir un transporte y no llegaba”, comenzó.

“Así que me fui a la calle por el nervio de no llegar al aeropuerto y camino por una zona de la ciudad de México cerca de Polanco, caminé como dos cuadras y agarré un taxi que había en la calle, y de pronto me subo y me pusieron una navaja”, narró visiblemente afectada todavía.

¿Experimenta a veces hormigueo o entumecimiento en las manos? ¿Se siente a veces torpe...

image.png

El chofer se volteó y le puso una navaja entre las piernas: “No te quiero hacer daño, no te voy a hacer nada, simplemente necesito dinero. Perdí mi trabajo y necesito dinero”, le dijo.

Después de confesarle que no llevaba mucho efectivo, Aylín Mujica le entregó lo que llevaba: “Eso no me sirve para nada, ¿dónde están tus tarjetas?”, le increpó el asaltante.

“Entonces me llevó primero a un cajero automático para sacar dinero, en ese cajero solo había una cantidad. Me arrebató el monedero, me siguió revisando las tarjetas, me llevó a otro cajero, le di el dinero que pude, la verdad con mucho nervio, me estuvo dando vueltas, me llevó bastante lejos y pensé que me iba a hacer algo. Pensé que me iban a matar”, aseguró tratando de aguantar las lágrimas al recordarlo todo.

“Yo sufrí algo parecido hace muchos años en la ciudad de México, pero en ese momento, no sé, era más joven, y abrí la puerta y con el coche andando, me tiré a la calle. En esta ocasión, no sé si es por la edad, por la madurez que vas teniendo en la vida, yo temía muchísimo porque me hicieran algo, porque abusaran de mí físicamente o simplemente…”, finalizó sin poder contener el llanto, “¡no voy a volver a ver mis hijos!”.

Fuente: peopleespanol.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario