Leonardo Padura17 agosto 2019

Padura visita a Lula da Silva, preso por corrupción y lavado de dinero

El exmandatario brasileño fue condenado en 2018 a 12 años de prisión por corrupción y lavado de dinero, en un caso de la petrolera estatal Petrobras

MIAMI, Estados Unidos.- El escritor cubano Leonardo Padura visitó en la cárcel de la Policía Federal de Curitiba al expresidente Luiz Inácio Lula da Silva, preso desde abril de 2018, por corrupción y lavado de dinero.

“No represento a ninguna organización política cubana. Vine solo como amigo del presidente Lula”, dijo Padura mediante un megáfono a activistas reunidos a la salida de la cárcel.

Padura estuvo acompañado en la visita a la cárcel por Mónica Benicio, arquitecta, activista y viuda de Marielle Franco, la concejala de Río de Janeiro que fue asesinada en 2018.

El escritor cubano, quien según medios procastristas mantiene una amistad personal con el ex mandatario brasileño, condenado a 12 años de prisión, dijo que con esta visita quería mostrar “solidaridad” y “gratitud” por “haber distinguido y haberse leído mis libros”.

En julio del pasado año 2018 el propio expresidente Lula afirmó que atendería el mandato de prisión del juez Sergio Moro, responsable por la investigación del gigantesco escándalo de corrupción en Petrobras, y quien ordenó su arresto.

Moro decretó prisión para el expresidente por corrupción en una causa relacionada con la trama destapada en la petrolera estatal Petrobras. El mismo juez había condenado en 2017 a Lula da Silva a nueve años de cárcel por corrupción pasiva y lavado dinero, una pena que fue ratificada y ampliada en enero de 2018 por el Tribunal Regional Federal de la Cuarta Región, con sede en la ciudad de Porto Alegre.

Al finalizar la visita del autor cubano al también amigo de los Castro, el narrador hizo circular una Declaración en que denuncia que “Lula ha sido criminalizado por razones políticas”.

Declaración de Leonardo Padura

Desde el inicio de la causa penal contra el ex presidente Lula sospechábamos que se trataba de una estrategia diseñada para inhabilitar el acceso a la contienda electoral al más seguro candidato a la presidencia de Brasil en las elecciones de 2018.

Las revelaciones que luego han ido apareciendo, en especial en los últimos meses, han ratificado el hecho de que Lula ha sido criminalizado por razones políticas más que por cuestiones puramente legales.

El encarcelamiento del presidente y su actual permanencia en prisión advierten a las claras que en Brasil se ha producido la ruptura de un sistema de Estado verdaderamente democrático.

Pienso firmemente que en ningún país o bajo ningún sistema, una persona deba ser perseguida, criminalizada, atacada por sus posiciones políticas. Es un derecho universal del hombre tener libertad de opiniones políticas siempre y cuando esas acciones, ideas, posturas no generen manifestaciones de odio, xenofobia, discriminación o persecución de otros individuos.

Desde mi modesta posición personal y considerándome amigo del presidente Lula da Silva, me solidarizo con él y con todos los hombres y mujeres que en el mundo han sufrido y sufren persecución y acoso por defender sin violencia sus ideas sobre la sociedad y el mundo.

En ocasión de la visita que le he podido realizar en la cárcel de la Policía Federal de Curitiba, he encontrado a un Lula animado, luchador, convencido de sus razones, dispuesto a permanecer en prisión hasta que pueda salir como un hombre libre. Y confiado en que tarde o temprano, la justicia jugará el papel que debe desempeñar.

Leonardo Padura, escritor.

Curitiba, 15 de agosto 2019

Fuente: cubanet.org

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas