Gobierno 30 diciembre 2020

Gobernadora iguala licencias de vacaciones de empleados del Ejecutivo

Tras sufrir una reducción en el 2018, no se les había restituido sus beneficios tal y como sucedió en el 2019 con los empleados públicos

A pocos días de abandonar La Fortaleza, la gobernadora Wanda Vázquez Garced emitió una nueva orden ejecutiva para equiparar la acumulación de horas en las licencias de vacaciones y enfermedad de los empleados públicos y los funcionarios nombrados por los gobernantes.

Se trata de una directriz solicitada por la Oficina de Administración y Transformación de los Recursos Humanos (OATRH) del gobierno para cumplir con la uniformidad que exige la “Ley de Cumplimiento con el Plan Fiscal” (Ley 26-2017), sostuvo Vázquez Garced en expresiones escritas.

El mencionado estatuto, agregó, hizo necesario enmendar el boletín administrativo 2018-020 a los fines de que los funcionarios de la Rama Ejecutiva acumulen las mismas horas en sus licencias de vacaciones y enfermedad que el resto de los empleados públicos. “Esto es un acto de justicia y equidad”, manifestó.

Como resultado de la Ley 26-2017, en el 2017 la OATRH dispuso que, a partir de mayo de ese mismo año, todo empleado público -con excepción de los maestros, policías y directores escolares- acumularía vacaciones a razón de uno y un cuarto (1 1/4) días por cada mes de servicio y eliminó la liquidación de la licencia por enfermedad.

Posteriormente, mediante la Orden Ejecutiva 2018-020, el exgobernador Ricardo Rosselló Nevares impuso las mismas condiciones para los empleados del Ejecutivo.

No obstante, dos años después la Ley 176-2019 restituyó los días de licencia de vacaciones y enfermedad a los empleados públicos debido al “impacto negativo en los empleados públicos que ingresan a la corriente laboral, afectando su vida familiar ante la ausencia de tiempo para compartir con sus seres queridos”. Esta acción no se tomó de forma simultánea con los funcionarios nombrados por el gobernador de turno.

“Al haberse restituido a los empleados públicos, quedaron con las condiciones anteriores los que específicamente son nombrados por los gobernadores”, detalló la mandataria.

Los empleados volvieron a acumular dos días y medio de vacaciones por cada mes de servicio, hasta un máximo de 60 días laborales al finalizar cada año natural, y un día y medio de enfermedad por cada mes de servicio.

“Se corrige el desfase con lo aprobado mediante la Ley 176-2019, cuando, considerando el impacto negativo de la reducción de las licencias de vacaciones y enfermedad de los empleados públicos en el 2017, se regresó al esquema anterior de acumulación de estos beneficios”, expuso la primera ejecutiva.

El poder de que sea el gobernante quien reglamente todo “lo relativo a la concesión y disfrute de licencias y la cuantía del pago de compensación final” de los funcionarios nombrados por él o ella, con excepción de los miembros de la Judicatura, fiscales, procuradores, está incluido en el Artículo 2.11 de la Ley 26-2017

La Orden Ejecutiva 2020-98 deja estipulado que todo empleado designado por el gobernadora acumulará la licencia de vacaciones bajo las mismas condiciones establecidas en la “Ley de cumplimiento con el Plan Fiscal”.

Fuente: elnuevodia.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario