FAR 24 febrero 2021

Ex oficiales de las FAR y el Minint envían carta a militares cubanos

Ex oficiales de las Fuerzas Armadas y del Ministerio del Interior de Cuba, en ocasión del aniversario 126 del inicio de la definitiva guerra de independencia, han enviado un documento a militares en activo en el que apelan a su conciencia para no sumarse a la represión desatada por el régimen en los últimos meses contra los opositores.

El manifiesto, suscrito entre otros, por el General de Brigada Rafael del Pino y el Teniente Coronel Omar Ruiz Matoses, padre de los opositores Ariel y Omara Ruiz Urquiola, reconoce que “mientras en todo el país se generaliza la pobreza, una casta corrupta de altos oficiales y burócratas han constituido un estado mafioso y vive a sus anchas”.

El documento, dado a conocer por Radio y Televisión Martí, señala que la élite militar “controla todas las actividades rentables en el monopolio de GAESA, sin que nadie fiscalice sus operaciones e ingresos ni se inviertan las ganancias en beneficio del pueblo”.

Los firmantes, que se declaran objetores de conciencia, señalan:

1- Nos oponemos a cualquier orden o plan de usar la fuerza militar para reprimir las justas protestas y demandas de la población. Una casta mafiosa imparte hoy órdenes represivas a los cuerpos armados contra nuestros compatriotas. Esas son órdenes inmorales. Nadie debe cumplir órdenes represivas contra nuestras familias, vecinos, amigos y demás ciudadanos. Exhortamos a todo el que pueda hacerlo que solicite su baja o jubilación de esos cuerpos. Basta ya de reprimir mujeres, ancianos, niños y jóvenes que exigen una vida digna.

2- Nos oponemos a que las FAR continúe el reclutamiento para el servicio militar general en medio de la actual crisis. El único peligro real e inmediato para la nación es la hambruna general. Los núcleos familiares necesitan poder contar hoy con sus jóvenes para que los apoyen en múltiples tareas vinculadas a la supervivencia cotidiana.

3- Nos oponemos a que GAESA continúe siendo un monopolio militar no transparente cuyas propiedades, accionistas, actividades y ganancias no son fiscalizadas de manera independiente ni de dominio público. Sus ganancias tienen que ser conocidas e invertidas en beneficio de toda la sociedad cubana. GAESA es el núcleo financiero de un nuevo estado mafioso. Una élite de militares y civiles corruptos se ha apropiado de las empresas económicas más lucrativas y se enriquece al margen de toda fiscalización.La nueva casta explotadora sigue hablando en nombre de la revolución que ellos mismos enterraron hace mucho tiempo mientras la población –en especial a los jubilados- es abandonada a la más terrible miseria. No hay ya una revolución ni socialismo que defender. ¡Basta ya!

4- Nos oponemos a que las armas sean usadas para agredir al pueblo. Nuestro deber profesional es protegerlo, no asesinar compatriotas. Si llegara el momento en que alguien se atreviera a impartir la orden de disparar contra el pueblo, el verdadero mandato de la patria a todos los militares en esas circunstancias es rechazarla y proteger a los ciudadanos de cualquier ataque. Ha habido demasiadas muertes. Lo que queremos y exigimos es “Patria y Vida”. La patria libre, independiente, soberana, democrática y próspera que soñó José Martí.

Fuente: redacción de americateve.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario