Mundo13 agosto 2019

Ejército ruso cancela orden de evacuación tras explosión

MOSCÚ (AP) — El ejército ruso canceló el martes la orden que dio a los residentes de desalojar una localidad cercana a campo de pruebas naval tras la explosión de un cohete. El anuncio aumentó la incertidumbre y confusión provocada por la explosión del cohete que ocasionó un breve incremento en la radiación, asustó a los habitantes y planteó interrogantes sobre el programa de armas militar.

La notificación inicial de las fuerzas militares pidió a los residentes de Nyonoksa, un poblado con 500 personas, que evacuaran la zona temporalmente, alegando actividades no especificadas en el perímetro. Pocas horas después, el ejército dijo que las actividades que estaban programadas fueron canceladas y anuló la orden para evacuar, dijo Ksenia Yudina, portavoz del gobierno regional de Severodvinsk.

La prensa local en Severodvinsk dijeron que los residentes de Nyonoksa reciben regularmente órdenes de evacuación temporales, que coinciden generalmente con las pruebas en el campo.

El Ministerio de Defensa dijo al principio que la explosión ocurrida el jueves del motor de un cohete provocó la muerte de dos personas y lesiones a otras seis, pero la corporación nuclear Rosatom, controlada por el estado, señaló dos días después que la explosión también dejó a cinco de sus ingenieros nucleares sin vida y causó heridas a otros tres. De momento sigue sin estar clara la cifra total de muertos.

Y justo cuando el gobierno de Severodvinsk reportó un breve repunte en los niveles de radiación, el Ministerio de Defensa insistió en que no se había liberado radiación, un rechazo contundente que recordó los intentos en la era soviética para encubrir desastres que aumentaron el nerviosismo entre el público.

El nivel de radiación aumento a 2 microsieverts por hora durante aproximadamente 30 minutos el martes para después regresar al nivel normal de la zona de 0,1 microsieverts por hora. El personal de emergencias emitió una advertencia a todos los trabajadores para que se quedaran bajo techo y cerraran las ventanas. Los residentes asustados se apresuraron para comprar yoduro, que puede ayudar a limitar el daño provocado por una exposición a la radiación.

Personal de emergencia local anunció que luego de tomar muestras en la zona, no encontró rastro de contaminación radioactiva.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario