donaciones 12 septiembre 2017

Boricuas se desbordan en solidaridad

La movilización de los ciudadanos permitió que se colectaran más de diez camiones con artículos de primera necesidad

El carácter solidario de los puertorriqueños ha quedado evidenciado una vez más con las donaciones de agua, alimentos, ropa y medicinas para suplir las necesidades básicas de miles de damnificados por el paso del huracán Irma en las Islas Vírgenes de Estados Unidos.

Ayer un grupo de voluntarios continuaba organizando todos los artículos de primera necesidad que habían sido entregados en el Hotel Verdanza, ubicado en la zona turística de Isla Verde en Carolina, para ayudar a los afectados que provienen de las islas Saint Thomas, Saint John, Saint Croix, Saint Kitts, Dominica y Saint Martín.

“La gente aquí tiene un corazón grandísimo para estas cosas y la cooperación es extraordinaria y yo creo que ayer (domingo) fue un momento donde eso se evidenció de primera mano porque la gente esperó horas. Hubo gente que llegó aquí y dejó ropa, se fueron para las tiendas y volvieron a hacer fila por segunda vez con comida de bebé, comida enlatada, entre otros artículos”, dijo el dueño del Hotel Verdanza, Ricky Newman, en entrevista con EL VOCERO.

El empresario explicó que la hospedería se convierte todos los años en un refugio debido a una alianza que mantiene con la Rose Croix University. Sin embargo, en esta ocasión fue distinto porque recibieron una llamada en donde se solicitaba ayuda para las familias de los profesores que brindan clases en la institución.

Newman expuso que los damnificados evacuaron las islas con la ayuda de las fuerzas aéreas de los Estados Unidos, quienes posteriormente los trasladaron a Puerto Rico. “Nosotros nos preparamos aquí sabiendo que iban a llegar niños. No habían comido en varios días. No había agua potable en la isla. Ya le habían dado obviamente agua, pero estaban bien necesitados y llegaron con la ropa que tenían puesta nada más”, comentó Newman.

“Han llegado personas de todas partes de la Isla. Han esperado pacientemente para entregar los artículos. La Policía nos tuvo que ayudar porque el tapón se extendió por la avenida Isla Verde y la Baldorioty (de Castro)”, agregó.

Detalló que con las donaciones recibidas se llenaron más de 10 camiones con ropa y productos de primera necesidad para repartirlos a todas las familias que están llegando de las islas vecinas. Los artículos han sido enviados al centro de acopio en Guaynabo, que ubica en el Paraíso Recreacional Mario Jiménez frente al Parque de Bombas y el Museo de la Transportación.

Relato de Saint Thomas

De hecho, una familia proveniente de Saint Thomas, que no quiso revelar su identidad, contó que habían tenido que pagar a un “lanchero” en Fajardo para que los trasladara hasta Puerto Rico porque “las personas están robando y saqueando las tiendas para sobrevivir”.

“Fue bien fuerte porque nosotros residimos allí y tú no te imaginas que algo así va a suceder en esa isla. Allí hay personas que sí pueden ayudar, pero no lo hacen. Así que nos tocó salir de la isla en lo que resuelven toda esta situación luego del huracán”, comentó la mujer, quien se mudó a la isla por razones laborales.

Artículos que pueden donar

Mientras, Jorge Marrero, portavoz del Colectivo Social, expresó que en el centro de acopio se están recibiendo alimentos no perecederos, productos de primera necesidad, así como también cajas de cartón, paletas de madera y hasta cinta adhesiva. Estos últimos artículos son necesarios para poder organizar los productos que ya se han donado.

“Nosotros estamos bendecidos porque aquí no pasó y yo creo que todo tiene un propósito en la vida y era recibir a todas esas personas refugiadas y poder darle un hogar por estos días. Todos los hoteles están repletos de gente de las islas y nosotros como buenos puertorriqueños sabemos que un granito de arena hará la diferencia”, comentó.

Fuente: elvocero.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario