Departamento de Estado 15 enero 2021

Administración Trumps sanciona al General del MININT, Lázaro Alberto Álvarez

El Departamento de Estado señala que "Álvarez Casas, en su rol (...) es cómplice de hostigar y vigilar a periodistas, disidentes, activistas y miembros de grupos de la sociedad civil"

MIAMI, Estados Unidos. – El Gobierno de Estados Unidos sancionó este viernes al Ministerio del Interior de Cuba (MININT) y al ministro del organismo, el General Lázaro Alberto Álvarez Casas, informó el Departamento de Estado a través de un comunicado.

El ente federal designó al MININT y a su máximo jefe por estar implicados en “graves abusos de derechos humanos”. La medida se ampara en la Orden Ejecutiva 13818, asociada a la Ley Global Magnitski sobre Responsabilidad de DD.HH.

“El MININT está designado por ser responsable, cómplice o haber participado directa o indirectamente en graves abusos contra los derechos humanos. Como ministro del MININT, Álvarez Casas también está designado por ser o haber sido líder o funcionario de una entidad, incluida cualquier entidad gubernamental, que haya incurrido o cuyos miembros hayan incurrido en graves abusos contra los derechos humanos”, señala la declaración, firmada por el secretario de Estado de EE.UU.

La administración de Donald Trump señala que las unidades especializadas de la Seguridad del Estado, organismo subordinado al MININT, son responsables de monitorear la actividad política y de arrestar a activistas y opositores con apoyo de la Policía Nacional Revolucionaria (PNR).

El comunicado del Departamento de Estado hizo énfasis en la represión desatada por esas instituciones contra figuras de la disidencia en la Isla, como José Daniel Ferrer, Coordinador de la Unión Patriótica de Cuba (UNPACU).

Embed

“En septiembre de 2019, el disidente cubano José Daniel Ferrer fue detenido en una prisión controlada por el MININT en Cuba, donde denunció haber sido golpeado, abusado y mantenido en aislamiento. Ferrer no recibió atención médica mientras estaba en prisión y no se le permitió leer ni escribir”, añade la nota.

El gobierno estadounidense sostiene que el caso de Ferrer “es solo un ejemplo del abuso sistemático y diario que el Ministerio del Interior del régimen inflige al pueblo cubano”. También llamó la atención sobre los más de 100 presos políticos encarcelados en la Isla.

“Hoy, el régimen cubano tiene más de 100 presos políticos y funcionarios del Ministerio han supervisado la tortura de muchos de esos detenidos. Álvarez Casas, en su rol de viceministro del MININT antes de su ascenso a su cargo actual en noviembre de 2020, es cómplice de hostigar y vigilar a periodistas, disidentes, activistas y miembros de grupos de la sociedad civil, incluidos más recientemente a los miembros de la comunidad pacífica. Movimiento San Isidro”.

El Departamento de Estado declara que “Estados Unidos apoya las justas aspiraciones del pueblo cubano de democracia, prosperidad y respeto por sus derechos humanos, y estamos implementando esta designación en apoyo de esas aspiraciones”.

“La represión de las libertades fundamentales por parte del régimen de Castro requiere la condena y la acción de todos los países que respeten la dignidad humana. Hacemos un llamado a otros gobiernos y organizaciones internacionales para exigir responsabilidades al gobierno cubano por violar y abusar de los derechos del pueblo cubano”, finaliza el comunicado.

Cabe señalar el General Lázaro Alberto Álvarez Casas, de 57 años, fue nombrado al frente del Ministerio del Interior el pasado 24 de noviembre, tras el fallecimiento del Vicealmirante Julio César Garandilla Bermejo, quien también había sido sancionado por la administración Trump.

Fuente: cubanet.org

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario