Mundo 25 enero 2022

Corea del Sur: récord de 8.000 nuevos casos antes de feriado

SEÚL, Corea del Sur (AP) — Corea del Sur superó las 8.000 nuevas infecciones de coronavirus por primera vez el martes mientras las autoridades de salud reformulan la respuesta nacional a la pandemia para abordar un repunte de los casos alimentado por la variante ómicron, más contagiosa que las anteriores.

Los 8.571 nuevos casos reportados por la Agencia de Prevención y Control de Enfermedades de Corea siguen a tres días consecutivos con más de 7.000 nuevos pacientes. Con ómicron expandiéndose más del doble de rápido que la variante delta, que causó el último gran repunte, los expertos apuntan que los nuevos casos podrían exceder los 10.000 esta semana, y posiblemente rebasar la barrera de los 20.000 tras las vacaciones del Año Nuevo Lunar que comienzan este fin de semana y se prolongarán hasta el miércoles.

Para evitar que la repentina explosión de casos desborde los hospitales y altere el trabajo en las oficinas y los servicios esenciales, Corea del Sur reducirá el periodo de cuarentena, ampliará las pruebas y tratará a más gente en casa.

A partir del miércoles, la gente que arroje positivo al virus tras haber completado la pauta de vacunación tendrá guardar cuarentena por siete días, frente a los 10 actuales. Y las personas con todas las dosis de las vacunas que estén en contacto estrecho con un positivo no tendrán que aislarse. Las autoridades planean además tratar un gran número de casos leves o moderados en casa y ampliar el uso de los test rápidos de antígenos para detectar más infecciones antes.

Park Hyang, un alto funcionario del Ministerio de Salud, pidió a la población que se quede en casa durante el feriado y que se vacune si aún no lo ha hecho. Aunque los no vacunados son menos del 7% de los surcoreanos de más de 12 años, registraron alrededor del 60% de los casos graves y decesos en las últimas ocho semanas, agregó Park durante una conferencia de prensa.

“Aunque las infecciones están subiendo, los casos entre personas de más de 60 años, que tienen mayor riesgo de una enfermedad grave o de morir, se han mantenido en un nivel bajo por el momento", añadió. “Creemos que esto se debe a que la tasa de gente en ese grupo que ha recibido la dosis de refuerzo es ahora del 84,9%”.

Ómicron se ha convertido en la variante dominante en muchos países y contagia más fácilmente a las personas vacunadas contra el COVID-19. Pero la vacunación y las dosis de refuerzo siguen proporcionando una fuerte protección contra un cuadro grave de la enfermedad, la hospitalización y los decesos.

Más del 85% de los más de 51 millones de habitantes de Corea del Sur han completado la pauta de vacunación. Hasta el martes por la tarde, el 50,1% de la población había recibido la dosis de refuerzo, según la Agencia.

Fuente: Associated Press

Notas Relacionadas

Deja tu comentario