Mundo 23 enero 2022

Congreso de Honduras juramenta juntas directivas paralelas

TEGUCIGALPA (AP) — Liderados por dos facciones del partido Libertad y Refundación (Libre) de la presidenta electa Xiomara Castro, el Congreso Nacional de Honduras juramentó este domingo a dos juntas directivas paralelas, generando con eso una crisis a lo interno del Poder Legislativo.

La reunión para juramentar a la junta directiva estaba convocada para las 07:00 horas locales en el sede del Congreso, que estaba rodeada por simpatizantes de Libre que realizaron una vigilia desde la noche del sábado.

El viernes durante la elección de la junta directiva provisional, el partido Libre quedó dividido porque un grupo de diputados apoyaba a Luis Redondo, el candidato propuesto por Xiomara Castro y la alianza que conformó con el Partido Salvador de Honduras (PSH).

Otra parte de diputados, también de Libre, respaldaba al congresista Jorge Cálix, quien en su momento fue desautorizado por la coordinación de su partido para asumir la presidencia.

El viernes a la hora de la votación, los diputados disidentes con el apoyo de la bancada oficialista, no dieron el puesto a Redondo sino a Cálix, lo que generó un enfrentamiento en el estrado y sacaron a golpes a la junta directiva provisional.

Tras los sucesos, Xiomara Castro acusó de traidores a los disidentes y decidió la noche del viernes expulsarlos de su partido.

Este domingo, cuando se esperaba que los disidentes pudieran rectificar su voto, sucedió que no llegaron al Congreso y se reunieron junto a la bancada oficialista del Partido Nacional en un centro turístico situado a unos 20 kilómetros de Tegucigalpa, donde juramentaron a la junta directiva en propiedad liderada por Cálix.

“Este congreso hablará con hechos, con resultados. Vamos hacer de este poder del Estado el más transparente y vamos a poner el Congreso Nacional al servicio de los hondureños”, expresó Calix, tras asumir el cargo.

Simultáneamente en el edificio del Congreso Nacional, la otra facción de Libre que apoya el pacto de Castro montó una sesión con más de 65 diputados que votaron para que Redondo sea el presidente del Legislativo, y minutos después fue juramentado.

“Nosotros no vamos a permitir que este lugar (Congreso) se convierta en un instrumento para facilitar que las estructuras criminales sigan saqueando este país”, manifestó Redondo, al tiempo que agradeció el apoyo a Xiomara Castro y los diputados que votaron por él.

Más tarde la presidenta electa posteó en su cuenta de Twitter: “Reconozco la Presidencia del Congreso encabezada por el Diputado Luis Redondo, le invito a mi Juramentación junto al Pueblo el 27 de enero. Felicito a diputadas (o) que rechazan 12 años de redes de corrupción de “Joh”: camino a saludarles en el CN ¡Ganamos!”.

El analista político Josué Murillo declaró a The Associated Press que al presenciar lo ocurrido queda evidenciado que “esta facción que se desliga del partido Libertad y Refundación, realmente están buscando sus intereses particulares, ya sea de ego personal y de ansias de poder desmedida, pero no los intereses del pueblo”.

Considera que los grupos de poder económicos, políticos y empresariales de Honduras al sentirse amenazados tomaron cartas en el asunto “para generarle entornos inhabilitantes para la gobernanza y la gobernabilidad a Xiomara Castro”.

Al respecto, dijo que la división en el Congreso será una “piedra en el zapato” para el Gobierno de Castro que podría impedir que ella mueva algunos proyectos. Sin embargo, es del criterio que este problema debe ser resuelto por los políticos que “deben ponerse de acuerdo y llegar a los mejores términos para favorecer los intereses del pueblo hondureño”.

Fuente: Associated Press

Notas Relacionadas

Deja tu comentario