Mundo 17 enero 2022

Candidato presidencial francés, culpable de incitar al odio

PARÍS (AP) — El candidato presidencial francés de extrema derecha, Éric Zemmour, fue declarado culpable el lunes de incitar al odio racial a raíz de los comentarios que hizo en 2020 sobre los niños migrantes que viajan sin compañía de un familiar adulto.

Una corte de París le ordenó a Zemmour pagar una multa de 10.000 euros (más de 11.000 dólares estadounidenses) y varios miles de euros a grupos antirracistas por daños y perjuicios.

Zemmour dijo que apelará la decisión.

”Una vez más soy víctima de la justicia política”, dijo Zemmour a los periodistas, y añadió que “no me arrepiento en absoluto” de los comentarios.

Zemmour, que tiene dos condenas anteriores por discurso de odio, fue juzgado en noviembre por cargos de “insulto público” e “incitación al odio o a la violencia” contra un grupo de personas por su origen étnico, nacionalidad, raza o creencia religiosa.

Samuel Thomas, presidente de Maisons des Potes (“Las casas de los amigos”), una red de asociaciones contra el racismo, dijo que la sentencia es “muy ligera”.

“Esperábamos que se le privara de derechos cívicos”, dijo Thomas. Con la sentencia dictada, "Éric Zemmour podrá continuar su carrera política”.

“Cuando incitas al odio racial, también eres responsable por los delitos que cometen los atacantes de extrema derecha”, añadió.

Zemmour, un excomentarista de televisión de 63 años que participará en las elecciones presidenciales de Francia del 10 de abril, está atrayendo a un público fervoroso con sus invectivas contra el islam y la inmigración.

Es considerado uno de los principales rivales del presidente centrista Emmanuel Macron, que se perfila como el favorito, según los sondeos. Macron aún no ha confirmado si buscará un segundo mandato.

El caso contra Zemmour se centra en los comentarios que hizo en septiembre de 2020 en la cadena de noticias francesa CNews sobre los niños que emigran a Francia sin padres ni tutores, calificándolos de ladrones, asesinos y violadores que le cuestan dinero a Francia.

Zemmour no estuvo presente durante el juicio ni en el veredicto. En una declaración realizada en noviembre, denunció “un intento de intimidación” por parte de los fiscales y los grupos antirracistas.

Zemmour fue condenado anteriormente por incitación al odio racial tras justificar la discriminación de personas negras y árabes en 2010, y por incitación al odio religioso por comentarios contra el islam en 2016. Fue condenado a pagar los gastos judiciales y una multa de 5.000 euros (5.660 dólares).

También ha sido juzgado en otros casos en los que ha sido absuelto.

Zemmour es descendiente de judíos bereberes. Nació en Francia en 1958 de padres que llegaron de Argelia, entonces una colonia francesa, unos años antes.

___

El periodista de AP Nicolas Garriga, en París, contribuyó a este despacho.

Fuente: Associated Press

Notas Relacionadas

Deja tu comentario