Deportes 15 julio 2016

Wilkerson y Tucker logran acuerdos antes de la fecha límite

NUEVA YORK (AP) — Los Jets de Nueva York firmaron al defensive end Muhammad Wilkerson a una extensión de contrato por cinco años justo antes de la fecha límite del viernes, luego de la cual el estelar jugador habría tenido que jugar la temporada 2016 bajo la etiqueta de la franquicia con valor de 15,7 millones de dólares.

Wilkerson tuvo una marca personal con 12 capturas la temporada pasada y fue electo a su primer Pro Bowl, pero no pudo participar luego de fracturarse la pierna en el último juego de la campaña en Buffalo. La selección de primera ronda en el draft de 2011 dijo que estaba frustrado por no recibir un nuevo contrato por parte de los Jets y en su lugar lo etiquetaran.

Otro jugador que evitó la etiqueta fue el pateador de los Ravens, Justin Tucker, quien acordó un contrato por cuatro años para permanecer en Baltimore.

Ambas partes tenían hasta las 4 p.m. del viernes para llegar a un acuerdo multianual que evitara que Tucker jugara en 2016 bajo la etiqueta de jugador franquicia o decidiera perderse toda la campaña.

"Justin se ha convertido en una piedra angular del equipo y estamos contentos de haber completado el acuerdo", dijo el gerente general de Baltimore, Ozzie Newsome.

Desde que llegó a los Ravens como agente libre en 2012, Tucker ha conectado en 130 de sus 148 intentos de gol de campo, un 87,8% que lo coloca como el segundo mejor en la historia.

En Washington, una persona con conocimiento de las negociaciones le dijo a The Associated Press que el quarterback de los Redskins de Washington, Kirk Cousins, jugará la próxima temporada bajo la etiqueta de jugador franquicia.

La fuente dijo que Cousins no llegó a un acuerdo antes de la fecha límite del viernes. La persona habló con AP bajo condición de anonimato debido a que el equipo no hizo un anuncio oficial.

Cousins ganará 19,95 millones de dólares la próxima temporada. Será el primer quarterback en jugar etiquetado desde que Drew Brees lo hizo en 2005 con los Chargers de San Diego.

Cousins, de 27 años fue titular en los 16 juegos de campaña regular el año pasado, en la cual pasó para 4.166 yardas con 29 touchdowns y 11 intercepciones.

Por otro lado, los Chiefs de Kansas City y el safety Eric Berry tampoco lograron un acuerdo multianual por lo que Berry jugará la próxima campaña con una etiqueta franquicia con valor de 10,8 millones de dólares.

El gerente de los Chiefs, John Dorsey, anunció el viernes en un comunicado que no pudieron llegar a un acuerdo con Berry antes de la fecha límite del viernes.

Berry ganó el premio como Retorno del Año la temporada pasada luego de que en noviembre de 2014 fue diagnosticado con linfoma de Hodgkin. Llegó a su cuarto Pro Bowl luego de ayudar a los Chiefs a alcanzar la postemporada.

"Aunque ambas partes hubiéramos preferido un resultado distinto, Eric es un profesional y un gran jugador, y sabemos que seguirá siendo el líder en el vestuario", dijo Dorsey. "Estamos ansiosos de reanudar las negociaciones sobre un acuerdo a largo plazo cuando se reabra la ventana de pláticas al finalizar la temporada.

En tanto, en Chicago, el wide receiver de los Bears, Alshon Jefferey, también jugará etiquetado en 2016.

Jefferey, quien se ausentó de siete juegos la temporada pasada debido a las lesiones, recibirá un salario de 14,6 millones la próxima campaña. Pese a las lesiones, encabezó al equipo con 54 recepciones y 907 yardas, y anotó en cuatro ocasiones.

Ambas partes no pueden reanudar negociaciones hasta enero.

"Dejaré que sea mi juego el que hable", dijo Jeffery el mes pasado.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario