Associated Press 26 abril 2016

Víctimas de Ohio habían sido baleadas, golpeadas

COLUMBUS, Ohio, EE.UU. (AP) — Siete de los ocho miembros de una familia asesinados en sus viviendas en el sur de Ohio mostraban varios impactos de bala y algunos fueron golpeados, según los resultados de la autopsia difundidos el martes.

El médico forense dijo que las víctimas —tres mujeres, cuatro hombres y un joven de 16 años— tenían heridas en la cabeza, el torso y otras partes del cuerpo.

El reporte del doctor Lakshmi Sammarco dijo que una víctima portaba una sola herida, otra dos y el resto tenía tres o más, uno tenía incluso nueve. El reporte no especificó cuál víctima tenía cuántas heridas.

El fiscal general de Ohio Mike DeWine ha calificado la matanza como una serie de crímenes bien planificados, cometidos en cuatro ubicaciones distintas en Piketon, una zona rural en las montañas del sur de Ohio. Agregó que en tres de los lugares se hallaron cultivos de marihuana.

DeWine dijo que los detectives han recibido más de 300 pistas y siguen registrando viviendas en busca del asesino o asesinos. Agregó que 79 artículos de evidencia han sido enviados a laboratorios policiales para ser analizados y examinados.

Las autoridades dicen que los crímenes fueron perpetrados intencionalment6e contra los miembros de la familia Rhoden.

Una mujer que llamó a los servicios de emergencia el viernes por la mañana al ver a dos de los muertos dijo que "había sangre por toda la casa" y que los dos cuerpos parecían haber recibido golpizas.

Las víctimas eran Christopher Rhoden Sr., de 40 años; su ex esposa Dana Rhoden; sus tres hijos, Christopher Rhoden Jr., de 16; Hanna Rhoden, de 19 y Clarence "Frankie" Rhoden, de 20; el hermano de Christopher Rhoden Sr., Kenneth Rhoden, de 44; su primo Gary Rhoden, de 38 y Hannah Gilley de 20 años y cuyo bebé de 6 meses que tuvo con Frankie resultó ileso. Otros dos pequeños, uno de 6 meses y uno de 3 años, también resultaron ilesos.

Leonard Manley, padre de Dana Rhoden, dijo al diario Cincinnati Enquirer que se enteró de los cultivos de marihuana por la prensa. Manley, de 64 años, dijo estar seguro que su hija no estaba involucrada en nada ilegal.

"Están tratando de desprestigiar a mi hija, y eso es algo que no me agrada", dijo Manley, cuyos tres nietos —hijos de Dana— estaban entre las víctimas.

___

Los corresponsales de la Associated Press Kantele Franko y Andrew Welsh-Huggins en Columbus y Dan Sewell en Cincinnati contribuyeron a este despacho.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario