Associated Press 22 julio 2016

Uber y Lyft dicen ofrecer opciones para choferes

¿No tiene coche? Eso no es obstáculo para trabajar con Uber o Lyft en Estados Unidos. Ambas compañías de taxis por app están ofreciendo alquileres, arrendamientos y arreglos financieros dirigidos a conseguir más choferes. Después de todo, mientras más choferes contratan, más viajes pueden ofrecer y con ello ganan más dinero.

Sin embargo, los críticos dicen que los choferes están pagando precios demasiado altos, incluso predatorios. "Los términos de esos arrendamientos son horribles. Usted puede comprarse un auto por lo que paga por un arrendamiento, quizás menos", dijo Greg McBride, principal analista financiero de Bankrate, sobre el programa de arrendamientos de Uber, xChange.

Los contratos han atraído además la atención de reguladores. La Comisión de Servicios Públicos de California investiga si algunos de esos acuerdos de alquiler y arrendamiento violan sus requerimientos de que los choferes de taxis por app usen un "vehículo personal".

Uber y Lyft dicen que esos programas sirven a personas que quieren trabajar para una compañía de taxis vía app pero no tienen vehículo. Los requerimientos de muchos arrendamientos tradicionales, como límites en el kilometraje y contratos a largo plazo, no son convenientes para sus choferes.

Dee Taylor, residente de Houston que dice que estaba desempleada cuando conoció de Uber's Xchange, está satisfecha con el programa.

El sistema ofrece a choferes un arrendamiento de tres años de un coche aprobado por Uber por un honorario de 250 dólares, además de pagos semanales sacados de su paga. Xchange provee kilometraje ilimitado, mantenimiento y permite a los choferes salirse del arrendamiento después de 30 días, con un aviso de dos semanas.

Taylor paga 160 dólares a la semana por un Ford Escape ligeramente usado. Eso es mucho más que lo que habría pagado por un arrendamiento típico o un préstamo, pero ella dice que de ninguna forma habría calificado, a causa de su pobre historial de crédito y falta de ingresos. Ahora trabaja, ganando un promedio de 700 dólares semanales netos con cuatro días de trabajo.

"Todo lo que tengo que hacer es trabajar un día a la semana y este coche es mío", dijo Taylor. "Es una bendición y yo ni siquiera voy a la iglesia".

Uber dice que lanzó el programa porque 15% de las personas que se presentaban como choferes carecían de un vehículo aceptable. Ahora, la compañía ofrece alquileres semanales, arrendamientos flexibles, arrendamientos tradicionales y descuentos de compra a través de algunos fabricantes de autos. Al final de 2015, más de 50.000 personas habían usado uno de esos servicios y Uber espera que la cifra aumente al doble este año.

Aun así, el programa ha tenido problemas. Una asociación de arrendamientos con una rama estadounidense de Banco Santander fue criticado por sus altos precios y sus prácticas. Uber canceló el arreglo.

Continúan surgiendo nuevos programas para proveer coches a los choferes.

El programa de alquileres de Lyft, Express Drive, lanzado en marzo en asociación con General Motors, opera ya en cuatro ciudades de Estados Unidos. Es un alquiler semanal, disponible por hasta ocho semanas. Cuesta 99 dólares a la semana, además de un pago por kilometraje, pero si manejas lo suficiente, ese pago es eliminado y si manejas más, no pagas nada.

Uber y Lyft declinaron decir cuánto ganan con esos acuerdos.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario