EEUU 16 marzo 2016

Trump gana Florida y pierde Ohio; Clinton se lleva 4 estados

WASHINGTON (AP) — Donald Trump consiguió el martes victorias en tres estados, incluido el premio mayor, Florida, pero perdió en Ohio ante el gobernador del estado, John Kasich, mientras los desesperados adversarios del multimillonario tratan de detener su marcha hacia la nominación presidencial del Partido Republicano. Hillary Clinton ganó al menos en cuatro estados, propinando un duro golpe al intento de Bernie Sanders por frenar su camino a la designación demócrata.

Marco Rubio, el senador federal de Florida quien apostó su alguna vez prometedora campaña a una victoria en su estado natal, se retiró de la contienda por la nominación presidencial poco después del cierre de casillas electorales. Eso deja a Kasich como el último verdadero precandidato de la élite republicana que compite contra Trump y el archiconservador senador federal de Texas, Ted Cruz.

Trump, el impetuoso y controversial astro de programas de telerrealidad, ha puesto de cabeza a la clase política al ganar la mayoría de las contiendas estado por estado para obtener delegados, los cuales escogerán al nominado presidencial republicano. Trump ha capitalizado el enojo de los estadounidenses con los políticos de Washington, persuadiendo a los votantes con su simple promesa de hacer a Estados Unidos grandioso otra vez.

Las votaciones del martes en cinco estados eran vistas como un momento crucial en la campaña presidencial republicana. Por primera vez, dos estados — Ohio and Florida — tuvieron un ganador que se llevó todo. Una barrida de Trump podría haberle dado una ventaja insuperable en el recuento de delegados.

Sin embargo las contiendas trajeron poca claridad. Trump ganó el premio mayor de la jornada —los 99 delegados de Florida_, además de sus triunfos en North Carolina e Illinois, y estaba enfrascado en una cerrada carrera con Cruz en Missouri. "Esta fue una noche sorprendente", dijo en un mitin de victoria en Florida.

Pero el triunfo de Kasich, al capturar en su totalidad los 66 delgados de Ohio fue crucial para mantener viva la esperanza de aquellos que intentan frenar el avance de Trump.

Aunque Trump llegó al martes con la mayor cantidad de delegados, ha conseguido menos del 50% de ellos. Si ese ritmo continúa, no lograría la mayoría que requeriría para asegurarse la nominación en la convención del partido en julio. El resultado podría ser una convención disputada, que crearía un desenlace imprevisible.

Ésta es la primera victoria para Kasich, cuyo mensaje optimista y largo historial de servicio público han tenido poca resonancia mientras sus adversarios aprovechan la ansiedad de los votantes y el desdén por Washington. Aunque podría beneficiarse con el retiro de Rubio, es improbable que supere a Trump, pero podría ayudar a mantenerlo debajo de umbral de 50% de delegados conseguidos.

En un mitin en Houston, Cruz dijo que la batalla por la nominación presidencial republicana era "una carrera de dos personas" entre él y Trump. No mencionó a Kasich por su nombre.

Trump tiene ahora 619 delegados. Cruz tiene 394, Kasich 136 y Rubio abandonó la contienda con 167. Se necesitan 1.237 delegados para ganar la nominación presidencial republicana.

En la contienda demócrata, se esperaban victorias de Clinton en Florida y North Carolina, pero Sanders, un senador federal por Vermont y que se describe como un socialista demócrata, tenía esperanzas de ganar en el estado industrial Ohio, que finalmente fue para Clinton. Es poco probable que Sanders, que ha criticado a la ex secretaria de Estado por su apoyo en el pasado a acuerdos comerciales supere a Clinton en el conteo de delegados, pero su victoria la semana pasada en Michigan pone de relieve el descontento de muchos votantes demócratas con la ex secretaria de Estado.

Clinton también ganó en Illinois, y sus victorias la colocaron en una posición privilegiada de convertirse la primera mujer en la historia de Estados Unidos en ganar la nominación de uno de los principales partidos.

En total, Clinton tiene al menos 1.488 delegados totales incluidos los súper delegados, que son cargos electos y líderes del partido libres de apoyar al candidato de su elección. Sanders tiene al menos 704 delegados contando a los súper delegados. Se requieren 2.383 para obtener la candidatura demócrata.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario