Mundo 08 julio 2016

Siete heridos por asta de toro en 2do encierro de San Fermín

PAMPLONA, España (AP) — Seis extranjeros, entre ellos tres estadounidenses, estaban entre los siete cornados el viernes durante el segundo encierro de las fiestas de San Fermín, en Pamplona, España, informó el gobierno regional de Navarra.

Se encontraban en estado grave un español de 58 años, un sudafricano de 73 y un canadiense de 48, según un comunicado de las autoridades. Un estadounidense de 55 años y otro de 23 años sufrieron cornadas pero sus lesiones eran menos graves, informó el gobierno navarro. Un tercer estadounidense de 46 años y un indio de 26 sufrieron otra cornada de menor gravedad.

El gobierno regional dijo que otras nueve personas fueron llevadas a hospitales por lesiones sufridas durante el encierro. Varios de los seis toros bravos de la ganadería Cebada Gago se separaron de la manada poco después del inicio del encierro a las 8 de la mañana y empezaron a embestir contra todo lo que veían.

La fiesta de San Fermín, que dura nueve días, fue inmortalizada por el escritor Ernest Hemingway en su novela "Fiesta" de 1926 y atrae a un gran número de turistas extranjeros.

Los participantes corren junto a seis toros de lidia por un estrecho recorrido de 850 metros (930 yardas) desde un corral hasta la plaza de toros de Pamplona. Después, los toros enfrentan una muerte casi segura en las corridas de la tarde.

Una participante, la estadounidense Cindi Campbell de 53 años, la vio cerca cuando cayó y uno de los toros venía tras ella. Un hombre intentó protegerla en el piso mientras su esposo, Marshall Campbell, jalaba a la bestia por los cuernos.

"Ésta fue mi primera y última vez", dijo Campbell, una contadora de Cave Creek, Arizona, quien sólo se lastimó el pie.

Agregó que ella, su esposo y un amigo veían el encierro del jueves y pensaban que los toros solo pasarían frente a ellos. El primero así lo hizo, pero el segundo fue tras ella.

"Tengo suerte de estar viva", dijo a The Associated Press. "Aun así, me da gusto haberlo hecho. Porque de no hacerlo, lo habría lamentado".

Otra bestia embistió repetidamente a un hombre antes de sentirse atraída por otros participantes.

Más de mil personas participaron en el encierro, que duró casi seis minutos, más del doble de lo habitual. Los astados del encierro del viernes pesaban entre 530 y 650 kilos (de 1.170 a 1.430 libras) cada uno.

Los encierros son un elemento tradicional de las fiestas populares del verano en toda España. Decenas de personas resultan heridas en estos encierros, la mayoría en caídas.

Diez personas, entre ellas cuatro estadounidenses, fueron cornados en el festival de San Fermín del año pasado.

En total, 15 personas han muerto de cornadas en las fiestas de San Fermín desde que comenzaron los registros en 1924.

___

Giles contribuyó desde Madrid.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario