Mundo 19 septiembre 2016

"Si me muevo me va a doler más": cuatro mitos sobre qué hacer y qué no hacer con el dolor de espalda

Ese tortuoso dolor de espalda.

Uno de los padecimientos más comunes en todo el mundo, que influye en nuestro humor y comportamiento, además de que es causa de ausentismo laboral.

Así como es de común, también los mitos y remedios para lidiar con él se han esparcido sin tener una base.

Incluso algunas de las soluciones han sido aceptadas en los círculos de la salud ante la falta de nuevas evidencias que ayuden a entender cómo tratarlo.

Contrario a lo que se cree, la mejor manera de lidiar con el dolor de espalda es mantener el cuerpo en movimiento, pero el miedo no deja a muchas personas salir de su cama.

Los médicos ven las consecuencias de este miedo todos los días, así que laSociedad de Profesionales de la Fisioterapia británica tiene una nueva campaña dirigida a acabar con los mitos más comunes sobre el dolor de espalda.

1. Moverte empeorará tu dolor

Hemos pasado de la época en que se creía que el reposo en la cama era lo necesario, pero aún hay un temor a las torceduras, la flexión y el movimiento en general.

Este miedo es comprensible: puede ser muy doloroso pero es esencial para la recuperación.

Aumenta poco a poco la cantidad de actividad que realizas y trata de evitar largos períodos de inactividad.

2. Debes evitar el ejercicio

Si acostumbras a levantar pesas, no estamos sugiriendo que vayas y te pongas en cuclillas debajo de 100 kilos.

Pero el dolor de espalda no debe hacer que dejes de hacer ejercicio u otrasactividades regulares.

El ejercicio es aceptado como la mejor manera de tratar el dolor de espalda, y esto incluye entrenamiento con pesas ligero.

Como es normal, debes aumentar gradualmente la tolerancia, pero no temer al dolor.

3. "Un escaneo te dirá qué tienes"

Esto es fascinante y contradice la opinión de que la tecnología tiene todas las respuestas.

En algunos casos, será necesario un análisis, pero lo más común es que no.

Hay algunas pruebas que demuestran que el ver los resultados de un escaneo puede hacer que la condición de una persona empeore.

Esto es porque incluso las personas que no tienen dolor de espalda pueden ver cambios en su columna vertebral en una exploración de rayos X.

Tener evidencia de ese tipo no es un indicador de que algo esté mal.

Si tienes dolor de espalda y ves cambios en un escaneo, es posible que sientas temor a hacer ejercicio y otras actividades de las que hablamos más arriba.

Hacerte un escaneo en realidad no revela nada útil que te haga dejar de hacer las cosas que tienes que hacer para sentirte mejor.

4. "Dolor es igual a daño"

Esta fue una idea que siempre fue aceptada, pero las investigaciones recientes han llevado a una mayor comprensión de lo que causa dolor y la mejor manera de tratarlo.

Los fisioterapeutas toman un enfoque más integral para ayudar a los pacientes a entender por qué sienten dolor.

Puede haber razones físicas, pero puede también haber razones psicológicas o incluso factores sociales en juego, y es importante identificarlos y abordarlos.

La clave es superar el factor miedo para evitar que la condición de una persona empeore.

Este consejo es de carácter general, no se aplica a todo el mundo o a cualquier persona que ha experimentado dolor durante más de seis semanas.

El consejo es ver a un fisioterapeuta o médico de cabecera.

Empezar a derribar mitos es empezar a enfrentar de mejor manera una condición que afecta a millones de personas todos los días.

Fuente: bbc.com

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario