EEUU 23 agosto 2016

Republicanos siguen esperando el dinero prometido por Trump

WASHINGTON (AP) — Donald Trump se ha presentado como una fuente indispensable de efectivo para otros candidatos republicanos que enfrentan elecciones a diferentes niveles.

Sin embargo, un análisis de Associated Press sobre documentos de financiamiento de campaña muestra que si bien Trump atrae donaciones, la mayoría de sus colegas republicanos sigue esperando a recibir su parte. Y el candidato republicano a la presidencia de Estados Unidos tiene mucho trabajo por delante si quiere igualar la cantidad de dinero que Mitt Romney dio a su partido hace cuatro años.

"Por lo general, uno ve al candidato impulsar a todo el mundo", dijo Chris Schrimpf, portavoz del gobernador de Ohio John Kasich, uno de los rivales derrotados por Trump en las primarias. El estado celebra una votación clave al Senado este año, pero Trump prácticamente ha ignorado a la rama del partido en Ohio. "Esta vez, en todo caso, todo el mundo le sirve a él".

El Comité Nacional Republicano recibió en julio 18,1 millones de dólares de sus esfuerzos conjuntos de recaudación con Trump. Pero unos 3 millones de dólares se emplearon en enviar solicitudes de fondos centradas en Trump y el partido nacional transfirió 4,5 millones de dólares a cuentas de la convención y procesos legales, lo que deja como mucho 10,6 millones de dólares que podrían utilizarse para ayudar a Republicanos —incluido Trump— con las elecciones de este otoño, según documentos oficiales.

Para estas fechas hace cuatro años, la plataforma conjunta de Romney había enviado al partido unos 25 millones de dólares.

El presidente del Comité (RNC, por sus siglas en inglés), Reince Priebus, ha defendido a Trump describiéndolo como un sólido socio de recaudación para los republicanos. Y Trump ha hecho la misma afirmación.

"Yo soy el que recauda el dinero, y otras personas pueden utilizar el dinero que yo recaudé", dijo Trump el 11 de agosto en una entrevista con Fox News, añadiendo que está "recaudando mucho dinero para el Partido Republicano".

La campaña de Trump indicó que para el 1 de agosto, las cuentas de la plataforma conjunta con el partido contenían 37 millones de dólares para entregar a la campaña, el RNC y otros socios. El presidente financiero nacional del candidato, Steven Mnuchin, dijo que se había tomado una decisión estratégica de no transferir el dinero de inmediato.

"Recaudar para el partido ha sido una máxima prioridad para Donald, y el dinero para gastos de campo le ayuda no sólo a él, sino al resto de candidatos", dijo el lunes Mnuchin en una entrevista.

Aun así, cada día en que ese dinero no se pone en acción deja un poco más rezagados a los republicanos que optan a cargos. Quedan menos de 80 días para las elecciones y algunos estados comienzan las votaciones anticipadas en unas pocas semanas. El contacto eficaz con los votantes y las actividades para fomentar la participación requieren tiempo y dinero.

Mnuchin afirmó que hay "mucho dinero" disponible para las operaciones y no hay motivo para transferirlo todo de golpe. "Movemos dinero conforme creemos que necesitamos moverlo", dijo.

Además de a través del RNC, Trump podría ayudar directamente a las filiales estatales del partido. Pero ha sido especialmente tacaño con los estados que tienen las contiendas más disputadas al Senado, como Ohio y New Hampshire, donde los senadores Rob Portman y Kelly Ayotte podrían ser claves para ayudar al partido a retener el control de la cámara.

El acuerdo de recaudación conjunta de Trump ha pasado por alto esos y otros estados, y en cambio ha designado 11 socios en ocasiones sorprendentes. Varios de ellos, como West Virginia y Tennessee, no tienen elecciones al Senado y se espera que voten republicano en las presidenciales, mientras que en otros, como Nueva York y Connecticut, los demócratas son los grandes favoritos al Senado.

Mnuchin dijo que la decisión sobre benefactores es "estratégica" y declinó explicarla.

En cualquier caso, el Trump Victory Comittee aún no había transferido dinero a ninguno de sus aliados estatales el 31 de julio.

En otra diferencia respecto a 2012, Trump no está ayudando a recaudar dinero para las ramas del RNC en el Senado y el Congreso. El programa de recaudación conjunta de Romney incluía a ambos grupos.

La rival de Trump, Hillary Clinton, ha adoptado una estrategia más amplia para ayudar a otros demócratas. Su acuerdo de recaudación abarca 38 grupos estatales y de territorios. El Comité Nacional Demócrata y otros socios recibieron al menos 20,3 millones de dólares en transferencias desde las cuentas conjuntas de Clinton, según documentos federales. Eso no incluye dinero empleado para la convención.

El candidato republicano ha tenido una relación complicada con su partido, en la que ha amenazado con dejar el grupo y presentarse como independiente, además de criticar a estrellas republicanas.

Las diferencias entre partidos se hacen notar en los sondeos y podrían complicar sus posibilidades el 8 de noviembre. En un sondeo en agosto del Washington Post/ABC News, casi tres de cada diez republicanos dijeron tener una opinión negativa de Trump. Por contra, poco más de uno de cada 10 demócratas tenían una opinión negativa de Clinton.

Recaudar dinero para otros podría ayudar a suavizar las cosas, y podría ser un motivo por el que Trump suele llamar la atención sobre sus esfuerzos. Cuando formó su plataforma de recaudación conjunta a finales de mayo, Trump dijo a AP que sólo recaudaba dinero porque "el RNC tenía mucho interés en hacerlo, y quiero mostrar una buena actitud".

Además, sostener que el objetivo de su recaudación son otras personas ayuda a Trump a matizar su cambio de ser un candidato casi completamente autofinanciado a uno que recauda dinero como todos los demás.

El empresario ha mantenido sus afirmaciones de independencia, aunque ya no son del todo ciertas. En un mitin el sábado en Fredericksburg, Virginia, Trump dijo: "No tengo donantes que me digan qué hacer. Yo soy mi donante".

Ese mismo día, su reporte financiero de julio mostraba que había dado a su campaña dos millones de dólares y recaudado más de 34,7 millones de dólares de otros donantes.

Eso implica que el mes pasado autofinanció en torno al 5% de su campaña.

__

La editora de sondeos de Associated Press Emily Swanson contribuyó a este despacho.

__

Chad Day y Julie Bykowicz están en Twitter como: https://twitter.com/ChadSDay y https://twitter.com/bykowicz

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario