Associated Press 25 marzo 2016

Reporte pide mejores inspecciones a guarderías en Florida

FORT LAUDERDALE, Florida, EE.UU. (AP) — Florida no aplica de forma adecuada sus normas en los centros de día para niños de preescolar, según determinaron investigadores federales. Los inspectores descubrieron infracciones que exponían a los niños a posibles electrocuciones, intoxicación y otras lesiones, de acuerdo con dos informes federales a los que tuvo acceso el viernes Associated Press.

Los reportes del Departamento de Salud y Servicios Humanos se suman a una serie de revisiones sobre cómo cumplen los estados sus propias normas en las guarderías. De las 227 instalaciones revisadas en nueve estados y Puerto Rico, sólo nueve no tenían infracciones de seguridad o sanidad, indicó el Departamento.

Los centros inspeccionados se consideran representativos de las instalaciones estatales y reciben subvenciones federales para menores con bajos ingresos, indicaron las autoridades. El gobierno estadounidense gasta cada año 5.400 millones de dólares en subvencionar centros de día para niños.

"Las guarderías afectan a todo el mundo. Afectan a sus hijos, afectan a mis hijos. Mi conclusión (de los informes) es que tenemos que hacerlo mejor", dijo George Nedder, subinspector regional general en funciones en el Departamento.

En Florida, que según Nedder tuvo un resultado similar a otros estados, los inspectores del Departamento determinaron que el estado no aplica de forma adecuada sus propias regulaciones, que regulan las más de 9.000 empresas de guardería que reciben subsidios federales. La mayoría de las empresas también tenían ingresos por los menores de hogares más acomodados que no reciben subsidios. La Oficina de Aprendizaje Temprano del estado supervisa el programa de subsidios y el Departamento de Familias y Menores gestiona las licencias e inspecciones.

Los inspectores federales visitaron en 2014 cuatro escuelas infantiles de Florida y 16 hogares donde los residentes gestionan empresas de guardería, y emitieron informes separados pero similares para cada categoría. Los 20 establecimientos tenían al menos una infracción.

Los auditores federales concluyeron que si bien Florida inspecciona los centros tres veces al año y las viviendas con licencia dos veces, como requiere el estado, algunos seguían mostrando incumplimientos graves. Entre los ejemplos había cuchillos de cocina y productos químicos de limpieza en lugares donde los niños podían alcanzarlos, pintura que se descascarillaba, techos con goteras, una salida de emergencia bloqueada, un asiento roto en el retrete o una puerta que no estaba cerrada con llave y permitía a los niños acceder a una caja de circuitos eléctricos de alto voltaje.

Además, muchas instalaciones carecían de documentación que mostrara que los niños estaban adecuadamente vacunados o que se había comprobado la formación o el historial delictivo de los empleados.

Florida tiene un gran agujero legal, señaló el informe: El estado no requiere que los inspectores de guarderías documenten las infracciones si pueden explicarse o resolverse de inmediato. Eso implica que los futuros inspectores no saben si se están repitiendo fallos similares. Michele Gladys, portavoz del Departamento de Familias y Menores, dijo que esas violaciones se indican en los informes y que el departamento trabajará con el gobierno federal para aclarar cualquier confusión.

El reporte también señaló que aunque las inspecciones funcionan mejor cuando no se anuncian, a las empresas de guardería gestionadas en viviendas particulares se las avisa de que habrá una visita en un margen de 45 días. Eso les permite incumplir las normas si saben que no hay una inspección pendiente.

Los inspectores federales identificaron otra laguna: Sólo 15 de los 67 condados de Florida requieren que las guarderías tengan licencia y reciban inspecciones del estado. En los otros 52 condados, las guarderías pueden elegir si obtienen la licencia y pasan las inspecciones y sólo se exige que se registren. Esas instalaciones evitan las inspecciones rutinarias y en cambio presentan una lista anual en la que declaran que cumplen cuatro requisitos de salud y seguridad.

Florida cerrará pronto dos agujeros legales identificados en el informe, relacionados con los centros registrados en viviendas que reciben subsidios, indicó Rodney MacKinnon, director ejecutivo de la Oficina estatal de Aprendizaje Temprano. Además, en adelante recibirán inspecciones anuales no anunciadas.

MacKinnon señaló que su preocupación sobre los informes es que la muestra es reducida, y dijo confiar en que la próxima vez el gobierno federal visite más centros.

"Por supuesto, siempre podemos hacerlo mejor", añadió.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario