Mundo 25 marzo 2016

Realizan allanamientos vinculados con ataques

BRUSELAS, Bélgica (AP) — La policía belga allanó el viernes varios barrios de Bruselas en un operativo que según el alcalde estaba vinculado con los ataques en el aeropuerto y el metro, así como la detención en un suburbio parisino de un hombre que aparentemente planeaba un nuevo ataque en Francia.

Tres personas fueron detenidas, una con una herida una pierna, informó la procuraduría general. La operación se realizó en el distrito de Schaerbeek y en los barrios de Forest y Saint-Gilles, añadió.

La emisora estatal belga RTBF dijo que una persona portaba una bolsa llena de material explosivo, La zona seguía acordonada, incluso después del retiro de los agentes fuertemente armados, dijo una vecina.

Tres de los seis detenidos el jueves recuperaron su libertad, dijeron los fiscales.

El alcalde de Schaerbeek, Bernard Clerfayt, dijo a RTBF que el allanamiento estuvo vinculado con los ataques en Bruselas y el arresto de un hombre el jueves en París.

En el tercer y último día de luto nacional por las víctimas, el primer ministro Charles Michel no pudo asistir a una ceremonia en el aeropuerto con el secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry.

Kerry, en una visita de último momento, defendió el contraterrorismo belga a pesar de una serie de deficiencias de seguridad e inteligencia antes de los ataques del martes.

El funcionario confirmó que varios agentes del FBI participan de la investigación y sostuvo que las críticas a las deficiencias belgas le parecen "un poco frenéticas e inapropiadas".

Altos cargos del asediado gobierno belga afrontaban críticas por varios fallos de seguridad e inteligencia desde los ataques en París el 13 de noviembre y que las autoridades creen fueron planificados en Bélgica.

Por su parte, las autoridades francesas detuvieron el jueves a un hombre que según las autoridades estaba culminando la preparación de un atentado. Varias fuentes dijeron a The Associated Press que el sospechoso, Reda Kriket, de 34 años, tenía una condena previa por terrorismo en Bélgica y estaba relacionado con el supuesto ideólogo de los atentados de noviembre en París, Abdelhamid Abaaoud.

En tanto, el principal sospechoso de los ataques en París, Salah Abdeslam, capturado en Bruselas hace una semana, ha dejado de colaborar con la policía y "ya no quiere hablar", dijo el ministro de Justicia, Koens Geens. Ejerció su derecho a permanecer callado durante la segunda de dos sesiones de preguntas el 19 de marzo, dijeron los fiscales. Francia ha pedido su extradición, y su abogado dijo que está dispuesto a ir.

Por otra parte, la agencia nuclear belga dijo que ha retirado las credenciales de acceso a parte del personal y negado el acceso a otras personas por temor a que las plantas nucleares sean blancos de ataque.

Mientras Bruselas empezaba a recuperar una cierta normalidad en el tercer día de luto, las autoridades rebajaron en un nivel la alerta del país. Sin embargo, advirtieron que la situación sigue siendo grave y otro ataque es "probable y posible". Bélgica llevaba en el máximo nivel de alerta desde los atentados del martes.

___

Los periodistas de The Associated Press Angela Charlton y John-Thor Dahlburg en Bruselas, Lori Hinnant en París y Mike Corder en La Haya contribuyeron a este despacho.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario