Mundo 24 marzo 2016

Paraguay reaviva vía crucis con coros de lamentaciones

ASUNCION, Paraguay (AP) — Un coro de cantores populares conocidos como Los Estacioneros descalzos de la ermita San Gerónimo reavivó el vía crucis del Jueves Santo en la capital paraguaya con canciones plañideras que recuerdan el dolor de Jesús hacia su crucifixión.

Juan Carlos Florentín, de 59 años y líder del grupo, dijo en entrevista con The Associated Press que lleva "40 años cantando en cada Semana Santa en el barrio San Gerónimo, junto con vecinos, amigos y familiares. Caminamos descalzos como un sacrificio simbólico del dolor que soportó Jesús".

"Cantamos en guaraní y en español. Las letras las sacamos del Nuevo Testamento, de la Biblia. Por ejemplo, una frase dice: 'el Padre eterno a su hijo nos dio para recibir, por su dolor, el perdón y la vida eterna''', refirió.

Florentín reconoció que las canciones "son muy tristes y tal vez por esa razón cada año tenemos menos integrantes jóvenes que viven seducidos por la cumbia, el rock, pop y otros géneros de la música, pero los varones antiguos del barrio no queremos que se acabe la tradición, porque si fuera así el vía crucis sería solo una teoría".

En años anteriores, al caminar por las calles "como íbamos descalzos tuvimos varias heridas cortantes por objetos punzantes o por pisar botellas de vidrio rotas, pero ninguno de los 25 integrantes se quejó", rememoró.

El feligrés Daniel Herrera de la parroquia central de Concepción, a 440 kilómetros al norte de Asunción, dijo a la AP que "tenemos estacioneros, pero cada año disminuye la cantidad porque no hay recambio. Los jóvenes ven a ese tipo de manifestación musical" como anacrónica.

"Los pocos grupos son admirables porque mantienen una tradición de la religiosidad católica popular", acotó.

Manuel Martínez, otro feligrés pero de la parroquia Guarambaré, dijo que recorrieron "las 14 estaciones o paradas del vía crucis, pero mi coro era solamente de diez hombres adultos, vestidos con pantalón negro, camisa blanca y una banda de color lila cruzando el pecho".

"Nos gusta cantarle a Jesús, pero creo que en pocos años esta tradición desaparecerá porque los adultos seremos ancianos sin fuerzas y no hay recambio de jóvenes, pese a que nuestra fe se fortaleció con la visita del papa Francisco en 2015", expresó.

El Diccionario de la Música del Paraguay dice que los Estacioneros "son conocidos, además, como Pasioneros por ser cantos plañideros, tristes y llenos de dolor; tienen influencia de la música española, con acentos y giros melódicos locales, con textos bilingües: español-guaraní".

En Paraguay los católicos no se crucifican por Jesús, pero Pablo Garcete, de 72 años, se encuentra clavado a una cruz de madera enfrente de la embajada del Brasil, en Asunción.

Carlos González, un ex sindicalista de empresas contratistas que construyeron la hidroeléctrica paraguayo-brasileña Itaipú sobre el río Paraná, explicó a la AP que "Garcete decidió permanecer crucificado en esta Semana Santa para sensibilizar a las autoridades paraguayas de Itaipú para que nos paguen una indemnización por diferentes motivos".

Citó que Garcete "es uno de los 6.000 ex obreros paraguayos que deberíamos recibir 40.000 dólares cada uno por exponernos al peligro, desarraigo y otros beneficios sociales entre 1986 y 1993".

"Las contratistas brasileñas pagaron a sus obreros, y ¿por qué las contratistas paraguayas no hicieron lo mismo con nosotros cuando que todos trabajamos bajo la misma ley binacional?", se preguntó.

La oficina local de Itaipú señaló en un comunicado que no podrá acceder al reclamo porque los obreros estuvieron en relación de dependencia de empresas privadas y no de Itaipú.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario