Estados Unidos 23 agosto 2016

Nuevo viraje de Trump: leyes migratorias se pueden suavizar

AUSTIN, Texas, EE.UU. (AP) — Donald Trump insinuó el martes que está abierto a "suavizar" las leyes que tratan sobre inmigrantes que están ilegalmente en el país, el más reciente indicio de que el candidato presidencial republicano considera atenuar la rígida postura que ha mantenido desde el inicio de su campaña.

Durante la grabación de una sesión de preguntas y respuestas para Fox News en Austin, Texas, el moderador Sean Hannity le preguntó a Trump si cambiaría los estatutos actuales para dar cabida a los ciudadanos que se apegan a la ley y a residentes de varios años que han criado a sus hijos en Estados Unidos.

"Ciertamente se pueden suavizar, porque no queremos perjudicar a las personas", respondió el candidato. "Queremos a las personas, tenemos grandes personas en este país".

"Seguiremos las leyes de este país", añadió.

En repetidas ocasiones Trump ha dicho que en caso de ser elegido como presidente, deportaría a los 11 millones de personas que viven ilegalmente en Estados Unidos. Pero en los últimos días ha ido relajando su postura, y durante la grabación se planteó en voz alta la justicia de dividir a las familias. Incluso preguntó a la audiencia sobre qué harían respecto a esa crucial política.

"Así que si tienen a alguien que ha estado 20 años en el país, que ha hecho un gran trabajo y todo lo demás", dijo el empresario. "¿Lo tomamos a él o a ella y a su familia y los sacamos?"

La opinión del público fue dividida: Algunos aplaudieron cuando Trump insinuó que se le permitiría a los inmigrantes permanecer en el país, otros ovacionaron cuando insinuó que se les deportara.

El nominado republicano dijo que "tendría muy pronto una decisión" respecto a las deportaciones.

Pero su nueva gerente de campaña, Kellyanne Conway, quizá haya dado una pista sobre su postura. Cuando se le preguntó el martes en CNN sobre las deportaciones, afirmó que Trump "no había dicho eso por un tiempo".

"Podría haber una manera de hacerlo sin dañar a la gente", dijo.

Trump había programado delinear sus políticas migratorias el jueves en Colorado. Pero dicho discurso fue pospuesto, y lo más probable es que se realice hasta la próxima semana.

En un mitin efectuado posteriormente en Austin, Trump no hizo mención de su posible cambio de parecer en cuanto a las deportaciones, y repitió su promesa de construir un muro para reforzar la frontera con México y de expulsar a los inmigrantes que viven ilegalmente en el país y que han cometido crímenes y actos violentos.

Pero la deliberación pública de Trump sobre las deportaciones podría ser el más reciente indicio de que, conforme avanza la campaña general, se aleje de una de sus características propuestas divisivas de las primarias republicanas, con la intención de ampliar su base de seguidores. El lunes insinuó por primera vez que estaría dispuesto a permitir que algunos inmigrantes permanecieran en el país al señalar que quería una política "justa pero firme".

Ello se aleja mucho de los primeros días de las primarias en las que Trump prometió el uso de una "fuerza de deportación" para identificar y deportar a millones de personas que están ilegalmente en el país. Dicha propuesta entusiasmó a muchos de sus seguidores más fieles, pero se distanció de los votantes hispanos que podrían ser vitales en estados clave.

___

Reach Lemire está en Twitter como http://twitter.com/@JonLemire

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario