Mundo 16 agosto 2016

Nicaragua: Ejército muestra tanques entregados por Rusia

MANAGUA, Nicaragua (AP) — El ejército de Nicaragua mostró el martes uno de los 50 tanques T-72 que le entregó Rusia como parte de un proceso de modernización de las fuerzas armadas y que, según su comandante, no implicó un gasto para el Estado.

El jefe del ejército, general Julio César Avilés, dijo que la entrega de los vehículos militares forma parte de un acuerdo de colaboración entre ambas naciones cuyas relaciones se fortalecieron desde el regreso de Daniel Ortega al poder en 2007.

La información sobre la adquisición de armamento ruso se difundió en abril y entonces la prensa mencionó que la transacción comercial alcanzaría los 80 millones de dólares, lo que produjo inquietud sobre las finanzas de las fuerzas armadas.

"Todos los equipos con los que contamos son parte de un proceso de gestión y sin condiciones de ninguna naturaleza, por lo tanto nuestro país no cuenta con deuda alguna en la adquisición de los equipos y maquinarias", dijo Avilés a medios oficiales en Managua tras la inauguración de una exposición de las fuerzas armadas.

Explicó que el plan de modernización incluye la revisión, restablecimiento y adquisición de nuevos medios, tales como equipos blindados, armamento nuevo y los tanques T-72.

Estos "vienen a remplazar los viejos equipos de tanque T55 Y T54 de tal manera que los hemos puesto en la exposición para que nuestro pueblo tenga la oportunidad de conocerlos", dijo Avilés.

La oposición cuestionó al gobierno de Ortega por usar fondos del Estado para comprar armamento cuando el país, el segundo más pobre de América Latina, tiene necesidades sociales urgentes.

Hace tres décadas, el entonces presidente Ronald Reagan utilizó el tema de los tanques rusos para solicitar fondos y financiar a los "contras" en Nicaragua que combatieron al gobierno sandinista de Ortega.

En 1986, Reagan preguntó a los miembros del Congreso de Estados Unidos: "¿proveerán la ayuda que los luchadores por la libertad necesitan para lidiar con tanques y aeronaves rusas, o abandonarán a la residencia democrática en manos de sus enemigos comunistas?".

Aunque la presencia de sistemas de armas rusos fue una cuestión explosiva en la década de 1980, los tiempos han cambiado, dijo a The Associated Press Bruce Bagley, un profesor de estudios internacionales de la Universidad de Miami. "Ya no estamos en la guerra fría... no hay una amenaza inmediata para Estados Unidos".

El interés de Rusia en firmar un pacto de seguridad con Nicaragua es claro, sin embargo, dado el involucramiento de países de Occidente en Ucrania, opinó.

"Putin está motivado por un deseo de restablecer la presencia rusa en el hemisferio occidental, debido al avance de éste tanto en la Unión Europea como en la OTAN", dijo Bagley.

Aún hay interrogantes sobre la utilidad de los tanques para Nicaragua, que no enfrenta ninguna amenaza de sus vecinos. Las únicas disputas de Nicaragua son particularmente acuáticas: con Costa Rica sobre el río San Juan y un conflicto de límites marítimos con Colombia alrededor de la isla San Andrés.

"Los tanques son sólo una especie de adorno en un árbol", dijo Bagley.

Roberto Cajina, experto en temas de seguridad y asesor del jefe del Ejército Popular Sandinista Humberto Ortega en los años 80, coincidió en que al ser una donación lo que el Kremlin busca es tener presencia en el continente.

"Es una donación rusa que paga a Daniel Ortega por dejar que ponga con más firmeza un pie en el continente, porque con Cuba arreglándose con Estados Unidos y con Venezuela, que está quebrada y con una enorme deuda con Rusia, sólo queda Nicaragua", dijo Cajina a la AP.

También se informó de que la Armada nicaragüense encargó a Rusia cuatro lanchas patrulleras en 2013 y que está en marcha un contrato de suministro de dos lanchas coheteras.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario