Mundo 22 junio 2016

Mueren 18 en ataques aéreos sobre Raqqa, dicen activistas

BEIRUT, Líbano (AP) — Al menos 18 civiles murieron en ataques aéreos sobre la capital de facto del grupo extremista Estado Islámico, Raqqa, según activistas. Entre los fallecidos había dos menores, de 10 y 15 años. El bombardeo, atribuido a aviones rusos y sirios, se produjo mientras las fuerzas del gobierno intentan recuperarse de sus reveses en la estancada ofensiva sobre la ciudad controlada por EI.

Otras 28 personas resultaron heridas en el ataque, explicaron activistas del grupo conocido como Raqqa Is Being Slaughtered Silently (Raqqa está siendo masacrada en silencio), que se basa en residentes para obtener información de territorios controlados por los radicales.

El Observatorio Sirio para los Derechos Humanos, otro grupo activista con sede en Gran Bretaña, elevó a 25 la cifra de civiles asesinados en los ataques. Seis de los muertos eran menores. Las discrepancias en las cifras de víctimas son habituales en la cobertura de la guerra civil en Siria, que ya está en su sexto año.

Ambos grupos culparon a las aviaciones de Rusia y Siria de la ofensiva del miércoles, afirmando que Damasco y su aliada Moscú bombardean a los extremistas ante la frustración por los reveses del gobierno en su campaña esta semana.

El gobierno sirio no hizo comentarios al respecto en un primer momento. La coalición liderada por Estados Unidos también ha bombardeado el feudo de la milicia radical en Siria, que el grupo suní considera la capital de su autoproclamado califato. También es la capital de la provincia siria con el mismo nombre.

Según el grupo Raqqa Is Being Slaughtered Silently , al menos un ataque aéreo tuvo como objetivo un barrio popular entre los "combatientes extranjeros" — insurgentes que viajaron a Siria para luchar con Estado Islámico.

El grupo Estado Islámico recuperó el martes amplias extensiones de la provincia de Raqqa de manos del gobierno, apenas dos días después de que tropas sirias lograran tomar brevemente Thawra, un campo petrolífero en manos del grupo armado, y amenazó con retomar la base aérea de Tabqa de manos milicianos.

La publicitada campaña del gobierno para recuperar Raqqa comenzó el 2 de junio. Fuerzas del gobierno sirio avanzaron el domingo hasta seis millas (10 kilómetros) de la base de Taqba. La base, situada a 45 kilómetros (28 millas) de Raqqa, tiene valor estratégico y simbólico en la campaña del gobierno por expulsar a los extremistas de su bastión.

La base fue la última del gobierno en la provincia que cayó ante los milicianos del grupo EI en agosto de 2014, una ofensiva en la que murieron decenas de soldados sirios detenidos. Los combatientes del grupo extremista documentaron la matanza en video. La propia Raqqa se convirtió en la primera ciudad controlada por los milicianos extremistas.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario