Mundo 31 marzo 2016

Movilizaciones masivas contra la reforma laboral en Francia

PARÍS (AP) — Miles de estudiantes y trabajadores protestaron el jueves en las calles de Francia, y se produjeron algunos incidentes violentos, contra una reforma del gobierno que relaja la semana laboral de 35 horas y modifica otras leyes al respecto. Unas 28.000 personas marcharon en las calles de la capital parisina, de acuerdo con la policía.

Organizaciones estudiantiles y siete sindicatos se sumaron a la convocatoria en todo el país para rechazar la ley del gobierno socialista, que según afirman dañará gravemente las peleadas protecciones de los trabajadores.

"Es impactante que un gobierno socialista introdujera esta ley", dijo Zoe Farre, de 23 años, durante una reunión pacífica en el centro de París.

El gobierno y las empresas dicen que las reformas ayudarán a la economía y reducirá el empleo, que es de 10%, facilitando que las empresas contraten —y despidan— trabajadores.

Farre, quien está desempleada, dice que entiende que más flexibilidad significa más trabajos pero tiene duda del tipo de empleos de los que hablan las autoridades.

Eric Beynel, vocero del sindicato Solidaires, dijo que "la realidad es que ya es fácil despedir a sus empleados".

Deborah Boke, de 26 años, dice que está "totalmente en contra de la ley".

Horas antes, algunas decenas de personas, en su mayoría encapuchadas o enmascaradas, reventaron una manifestación pacífica de estudiantes en el este de París, lanzando bombas de pintura a bancos y comercios. Algunos destrozaron cajeros automáticos con bates o emplearon latas de gas en enfrentamientos con la policía.

También se produjeron enfrentamientos entre pequeños grupos de jóvenes y la policía en las ciudades de Nantes, Rennes y Toulouse.

Los paros también afectaban a escuelas, hospitales públicos y cadenas estatales. La huelga no se hizo notar en el aeropuerto Charles de Gaulle de París, pero el 20% de los vuelos al de Orly fueron cancelados.

La ferroviaria estatal SNCF advirtió de alteraciones en el tránsito de trenes tanto a nivel nacional como regional. Las líneas internacionales hacia Londres y Bruselas no se vieron afectadas.

La torre Eiffel de París cerró durante todo el día. La empresa que gestiona el monumento dijo en un comunicado que no tenía personal suficiente para abrir la torre con "seguridad y condiciones de recepción suficientes".

El gobierno socialista y el sector empresarial afirman que las reformas impulsarán la economía al facilitar que las empresas contraten y despidan trabajadores. La tasa de desempleo en Francia ronda el 10%.

Técnicamente, la propuesta mantiene la semana laboral de 35 horas, aunque permite a las empresas organizar horarios alternativos. Entre esas opciones hay una semana laboral de hasta 48 horas y jornadas de 12 horas. En "circunstancias extraordinarias", los empleados podrían trabajar hasta 60 horas semanales.

La ley se debatirá en abril en el Parlamento.

___

Los periodistas de The Associated Press Raphael Satter, Alex Turnbull y Nicolas Gariga colaboraron desde París.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario