Deportes 20 agosto 2016

Mo' Farah repite doblete, Allyson Felix cierra con oro

RIO DE JANEIRO (AP) — El británico Mo' Farah no quería marcharse de Río sin su pedacito de gloría en los Juegos Olímpicos, y el fondista se tomó un buen bocado el sábado, cuando se impuso con autoridad en la carrera de los 5.000 metros para conseguir el segundo doblete de su palmarés.

Pero Estados Unidos también siguió pegándole mordiscos al medallero con tres oros más, dos de ellos en los relevos de 4x400 de hombres y mujeres, que significaron también la sexta presea dorada para Allyson Felix.

Y Caster Semenya, la atleta que tanta controversia causa por sus elevados niveles de testosterona, sumó su primer triunfo olímpico en los 800, tras saborear la plata en Londres 2012.

Farah, quien hace justo una semana había vencido también en la carrera de los 10.000 metros, se convirtió en el primer atleta en ganar ambas pruebas en Juegos consecutivos desde que lo consiguiera el finlandés Lasse Virenen en Munich 1972 y Montreal 1976.

"Es el sueño de cualquier atleta. No me lo puedo creer", expresó Farah, quien recorrió la distancia en 13 minutos y 3.30 segundos, 60 centésimas más rápido que el etíope Hagos Gebrhiwet. El estadounidense Bernard Lagat se llevó la medalla de bronce.

El británico, además, también acumula otros dos dobletes en los últimos dos mundiales de Beijing 2015 y Moscú 2013. Solo en Daegu 2011 no consiguió el pleno, al llevarse el oro en los 5.000, pero tener que conformarse con la plata en los 10.000.

Como es habitual en él, Farah arrancó desde atrás y fue progresando hasta la cabeza conforme fue avanzando la carrera y encaró en primera posición la última recta. Ya en los últimos 100 metros, aguantó la presión de Gebrhiwet, quien atacó por el exterior, y dio un último golpe de riñón para cruzar el primero con notable colchón sobre su perseguidor.

"No iba a dejar la línea interior. No quería que me arrinconaran", explicó Farah. "Estuve tanto tiempo alejado de mi familia que quería hacer algo por ellos. Ahora solo quiero volver a casa y colgar mis medallas alrededor del cuello de mis hijos".

Estados Unidos ganó los relevos femeninos de 4x400, otorgándole la sexta medalla de oro a Felix, quien ya ganó el viernes en los relevos de 4x100. La cifra es la mayor para una mujer en el deporte olímpico.

Luego, Estados Unidos tuvo tiempo de cerrar el programa con el triunfo masculino en la misma distancia, quedando con 31 preseas en las pruebas de atletismo, 13 de ellas de oro.

Entre ellas, la de Mathew Centrowitz en la carrera de los 1500 metros. La plata fue para el argelino Taoufik Makhloufi y el bronce para el neozelandés Nicholas Willis.

Semenya se impuso en la prueba de 800 con marca de 1 minuto y 55.28 segundos y una diferencia de 21 centésimas sobre la segunda clasificada, Francine Niyonsaba, de Burundi. La tercera fue Margaret Wambui, de Kenia.

"Le dedico esta victoria a mi equipo. Es fantástico, increíble", dijo Semenya. "La competencia fue muy buena. Fue fantástico correr junto estas grandes atletas".

Destacó también la victoria generacional de Ruth Beitia en el salto de altura. A la española, de 37 años, le bastó un brinco de 1.97 metros para dejar atrás a la bulgara Mirela Demireva, de 26, y la croata Blanka Vlasic, de 32.

El alemán Thomas Rohler se impuso con lanzamiento de jabalina al keniano Julius Yego, y a Keshorn Walcott, de Trinidad y Tobago.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario