Deportes 14 agosto 2016

Maratón olímpico: a veces, terminar es una victoria

RIO DE JANEIRO (AP) — Algunas no ofrecieron excusas. La mayoría de las corredoras latinoamericanas, sin embargo, dijeron que no es realista pensar que se les puede ganar a las africanas y que en días de tanto calor, el solo hecho de completar un maratón olímpico es ya de por sí razón para festejar.

"Las africanas son imbatibles. Están hechas para correr. Ojalá algún día podamos darles pelea", declaró la colombiana Angie Orjuela, que entró 43ra en 2.37.05 horas, a 13.01 minutos de la ganadora, la keniana Jemima Jelagat Sumgong. Fue una de cuatro latinoamericanas que llegaron entre las 50 primeras, encabezadas por el 15to puesto de la peruana Gladys Tejeda.

"Fue una carrera dura. Más que el calor, lo que molestaba era la humedad", señaló. "Fue una experiencia hermosa. Sabía que iba a ser duro, pero estoy muy contenta de haber terminado".

La venezolana Yolimar Pineda afirmó que hizo un "calor terrible. Tuve problemas en los puntos de hidratación y casi no tomé agua".

"Hubo muchas retiradas, descompensadas. Haber terminado es un triunfo", acotó, resumiendo el sentir general de las latinoamericanas.

En total hubo 156 corredoras y 23 abandonaron, en un día con una temperatura que alcanzó los 28 grados Centígrado, con una sensación térmica superior a los 33 y alta humedad.

La mexicana Madai Pérez, 32da, afirmó que el maratón "es una carrera muy estratégica, en la que puede pasar cualquier cosa. Pero las condiciones son las mismas para todo el mundo. Río es Río".

"Claro que una hubiera querido mejor clima, pero las condiciones no son una excusa", señaló.

Pérez declaró que ella "estaba determinada a no parar hasta el final".

La peruana Jovana de la Cruz, 36ta en apenas su tercer maratón, dijo que fue "una carrera muy dura, con mucho calor de principio a fin. Pero entrenamos fuerte en México y estábamos preparadas".

Su compatriota Tejada destacó que "hoy no se podía hablar de tiempos, nadie sabía lo que iba a pasar con este calor".

El calor también afectó a la argentina Rosa Godoy, afectada por calambres.

"Iba muy bien, relajada, hasta que en el kilómetro 26 me empezaron los calambres y tuve que bajar de ritmo", expresó. "Fue una carrera muy positiva. Hice lo que tenía que hacer. Crucé la meta, que es lo que esperaba. Pero los calambres no me dejaron cumplir un mejor desempeño".

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario