Mundo 16 marzo 2016

Macri logra aprobación de proyecto para pagar a bonistas

BUENOS AIRES (AP) — En una maratónica sesión, el oficialismo logró el miércoles que la Cámara de Diputados apruebe el proyecto para cancelar una deuda millonaria a acreedores en cese de pagos desde 2001, que el presidente argentino Mauricio Macri consideró un "primer paso" para recuperar la credibilidad ante el mundo.

El proyecto de ley de normalización de la deuda pública fue aprobado tras 19 horas de debate por 165 votos a favor y 86 en contra y será girado en las próximas horas al Senado.

"Siento una razonable alegría de ver que hay un consenso, un crecimiento en la dirigencia política argentina de entender que tenemos que ser parte del mundo", dijo Macri en una entrevista exclusiva con The Associated Press horas después de la media sanción del proyecto.

"Esto hay que terminarlo. Esto es como abrir una puerta a todo un mundo que hoy nos invita a participar. Dependerá de nosotros ver de qué somos capaces de hacer", apuntó.

El oficialismo, que no controla ninguna de las dos cámaras legislativas, logró el apoyo clave de partidos minoritarios y varios sectores del peronismo, aunque dentro de esa corriente política recibió la frontal oposición de la mayoría del Frente para la Victoria que responde a la expresidenta Cristina Fernández (2007-2015) y de legisladores de partidos de izquierda.

El proyecto contempla la emisión de deuda por un máximo de 12.500 millones de dólares que se pagaría con bonos a 5, 10 y 15 años de plazo.

Durante el debate manifestantes izquierdistas repudiaron la iniciativa gubernamental en las cercanías del Parlamento alegando que otorga "beneficios excepcionales" a los acreedores y cuestionaron que Argentina se endeude para "seguir pagando deuda".

La disputa se remonta a la crisis financiera de fines de 2001, cuando Argentina entró en cese de pagos de su deuda por unos 100.000 millones de dólares. La mayoría de los acreedores renegociaron lo adeudado en dos canjes en 2005 y 2010, que implicaron importantes descuentos; pero un grupo minoritario se negó y algunos de ellos llevaron el caso a los tribunales de Nueva York y ganaron.

El objetivo es lograr la aprobación del proyecto antes del 14 de abril, cuando vence el plazo acordado en una mediación judicial celebrada recientemente en Nueva York con los bonistas más inflexibles.

El proyecto busca resolver el 85% de los reclamos de los acreedores, incluidos los de los litigantes más duros y aquellos que se sumaron después a la demanda original contra el país.

La iniciativa contempla la derogación de dos leyes que imposibilitan alcanzar un acuerdo con los acreedores porque, entre otros aspectos, impiden realizar ofertas por encima de los montos pagados a los bonistas que ingresaron en los canjes de 2005 y 2010.

La iniciativa sufrió modificaciones, entre las que destacan derivar cualquier excedente de deuda a lo que está presupuestado en obras públicas.

Además establece que todos los bonistas que cobren no podrán litigar contra Argentina.

Se condiciona asimismo el pago a los acreedores a que un tribunal de Estados Unidos realice un "efectivo levantamiento de las medidas cautelares" que impiden a Argentina pagar a los tenedores de títulos que aceptaron las reestructuraciones y provocaron que el país entrara en un default selectivo.

____

La corresponsal en Buenos Aires Débora Rey contribuyó con este reporte.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario