Mundo 15 junio 2016

La OMS retira al café de lista de posibles cancerígenos

LONDRES (AP) — Vamos, puede usted degustar otra taza. Ahora el café está fuera de la lista de cosas que podrían causar cáncer.

Expertos reunidos por la Agencia Internacional para la Investigación del Cáncer (IARC, por sus siglas en inglés), perteneciente a la Organización Mundial de la Salud, declararon el miércoles que no hay pruebas suficientes que vinculen a esta bebida con esa enfermedad.

Sin embargo, advirtieron en el mismo informe que tomar bebidas "muy calientes" de cualquier tipo podría incrementar el riesgo de sufrir cáncer.

En el documento se mencionó en particular a países como China, Irán y algunos en América del Sur. En estos últimos se consume la infusión amarga de yerba mate a temperaturas extremadamente altas —por encima de los 65 o los 70 grados Celsius (150 o 160 Fahrenheit)_, bastante por encima de la temperatura a la que suele servirse el café en Norteamérica y Europa.

Los expertos reunidos por la IARC concluyeron que la evidencia era inadecuada para sugerir que el café puede causar cáncer, según una carta publicada en la revista Lancet Oncology.

La IARC incluyó originalmente en 1991 la bebida cafeinada en su lista de posibles carcinógenos con base en un pequeño número de estudios que dejaban entrever un posible vínculo con el cáncer de vejiga.

En su evaluación más reciente, la agencia dijo que algunos estudios mostraron que las personas consumidoras de café tenían menor riesgo de sufrir cáncer de hígado y de útero. En más de 20 casos de otros tipos de cáncer, la evidencia no fue concluyente.

"En primer lugar, no estoy del todo seguro de por qué el café estaba en una categoría más alta", comentó Owen Yang, epidemiólogo de la Universidad de Oxford, que había estudiado antes la posible relación entre el café y el cáncer. No formó parte del grupo de expertos de la IARC.

"La mejor prueba disponible deja entrever que el café no aumenta el riesgo de cáncer", señaló.

Sin embargo, puede que tomar bebidas calientes sí tenga ese efecto.

Dana Loomis, subdirector del programa de la IARC que clasifica los carcinógenos, dijo que el grupo había empezado a investigar una posible relación tras identificar tasas más altas de lo normal de cáncer de esófago en países donde es habitual consumir bebidas muy calientes. Incluso a temperaturas por debajo de los 60 grados Celsius (140 Fahrenheit), las bebidas calientes pueden escaldar la piel, y consumir bebidas a temperaturas más altas podría ser dañino, agregó.

Las bebidas muy calientes podrían causar una "lesión termal" en la garganta que podría derivar en el crecimiento de tumores, señaló Loomis, pero admitió que la evidencia en ese sentido es limitada. Dijo también que no hay evidencias suficientes que apunten a que la comida muy caliente también plantee un riesgo.

Otros expertos indicaron que la gente debería centrarse en evitar las principales causas de cáncer, incluido el de esófago, y que hay cambios más importantes que pueden hacer en lugar de esperar a que se enfríen sus bebidas.

"Dejar de fumar y reducir el consumo de alcohol es mucho más significativo para reducir el riesgo de cáncer que la temperatura de lo que uno bebe", comentó el doctor Otis Brawley, director médico de la Sociedad Oncológica Estadounidense.

Brawley dijo que el riesgo de sufrir cáncer por tomar bebidas muy calientes es similar al de comer verduras encurtidas.

Aun así, celebró la retirada del café como posible cancerígeno.

"Como gran bebedor de café, siempre he disfrutado de mi café sin culpa", comentó. "Pero ahora hay evidencias científicas para justificarlo".

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario