Mundo 02 mayo 2016

Kerry busca un camino a la calma en Siria

GINEBRA (AP) — El secretario de Estado de Estados Unidos, John Kerry, informó el lunes que se están analizando "varias propuestas" para tratar de hallar la manera de restaurar la tregua en Siria, al menos parcialmente, mientras se recrudecían los combates en la ciudad de Alepo.

Kerry se reunió con el ministro saudí de Relaciones Exteriores, Adel al-Jubeir, y con el enviado de Naciones Unidas para Siria, Staffan de Mistura. Kerry dijo que se estaban haciendo avances hacia un entendimiento de cómo mitigar la violencia en Alepo, pero que hacía falta más trabajo.

"Hay varias propuestas que ahora se están presentando a los principales actores para que las analicen", dijo Kerry tras reunirse con de Mistura. "Tenemos la esperanza, pero no hemos llegado allí todavía... Vamos a trabajar muy duro en las próximas 24 o 48 horas para llegar ahí".

No dijo cuáles eran las propuestas, y agregó que llamaría por teléfono el lunes más tarde al ministro de Asuntos Exteriores de Rusia, Sergei Lavrov, y que de Mistura viajaría a Moscú el martes para sostener conversaciones.

Dijo que Estados Unidos y Rusia han acordado que se quedarán negociadores adicionales en Ginebra durante todo el día para asegurarse de que hay una mejor rendición de cuentas y una mejor capacidad de hacer cumplir la cesación de hostilidades sobre una base del día a día.

En cuanto a Alepo, Estados Unidos analiza elaborar con los rusos un mapa detallado que designe "zonas seguras". Esos lugares podrían servir de refugio a los civiles y a los miembros de grupos de oposición moderados cubiertos por la tregua frente a los persistentes ataques por parte de los militares del presidente sirio, Bashar Assad, que sostiene que solo está atacando a terroristas.

Un funcionario estadounidense dijo que los llamados "límites duros" designarían zonas y barrios específicos. Los funcionarios hablaron a condición de anonimato porque no estaban autorizados a hablar del asunto públicamente.

No quedó claro por el momento si Rusia aceptaría un plan de este tipo o si Moscú podría persuadir al gobierno de Assad a respetar las potenciales zonas de seguridad. Algunos funcionarios estadounidenses dudan sobre las posibilidades de éxito, pero también señalan que vale la pena intentar al menor reducir la violencia.

Al-Jubeir describió la situación en Alepo como un "escándalo" y una violación criminal del derecho humanitario. El canciller afirmó que se exigirán responsabilidades al presidente Assad, por los ataques y que el mandatario será depuesto en un proceso político o por la fuerza.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario