Associated Press 16 junio 2016

Indigna propuesta para rentar parque en San Francisco

SAN FRANCISCO (AP) — Una propuesta para que la gente reserve zonas de picnic en un popular parque en San Francisco molestó a muchos cuando se dio a conocer el mes pasado: en cuestión de horas, miles de personas firmaron una petición online para acabar con el plan, planearon una protesta y los líderes de la ciudad declararon que los jardines no estaban en venta ni en renta.

El departamento de parques rápidamente retiró la idea, a pesar de que había defendido los precios diciendo que eran modestos, y que la práctica era común en todo el país y en otros parques de la ciudad, incluyendo el del Golden Gate.

Pero el parque Dolores resulta estar en el distrito Mission, un vecindario históricamente de clase trabajadora que se ubica en el centro de San Francisco, una zona con rápidos cambios demográficos y que se está volviendo más acaudalada. Por ejemplo, Mark Zuckerberg, el cofundador de Facebook, tiene una casa cerca de ahí.

Y para los vecinos que ya enfrentan un aumento en el costo de las viviendas, la prevalencia en las avenidas de camionetas de empresas tecnológicas para transportar a sus empleados, y el aumento de tiendas boutique que buscan atraer a clientes ricos, la idea de reservar un espacio en el parque fue demasiado.

"Entendería si alguien desea rentar un espacio con una parrilla y un área de picnic con mesas", dijo Joe Maniego, de la ciudad vecina Daly City, "pero reservar áreas específicas de pasto es un poco demasiado para lo que ya se conoce del parque Dolores".

Miles de personas llegan a este parque cada fin de semana para disfrutar de los gloriosos jardines que tienen como vista panorámica el centro de la cuidad. Es un espacio que atrae por igual a papás con carriolas que a parejas de ancianos, niños del vecindario y hípsters que beben cerveza.

Los supervisores de San Francisco están considerando legislar para frenar la práctica.

"Todos tenemos el derecho de disfrutar el precioso espacio abierto de la ciudad sin que cada metro cuadrado de pasto sea privatizado", dijo el supervisor Aaron Peskin en un comunicado de prensa.

La supervisora Jane Kim, quien es candidata al Senado estatal de California, dijo en un comunicado que "nuestra ciudad no debe estar en venta, y tampoco en renta".

El parque Dolores reabrió en enero después de una renovación de dos años que costó 20 millones de dólares.

Las rentas propuestas eran de 33 dólares para familias y organizaciones sin fines de lucro y un depósito de 200 dólares por limpieza. La limpieza es un tema particular en este parque, concepto al que el departamento de parques destinó 750.000 dólares el año pasado.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario