EEUU 04 marzo 2016

Hallan más evidencia de riesgo del zika para embarazadas

WASHINGTON (AP) — El virus del zika podría estar ligado a una variedad más amplia de "serias consecuencias" para bebés en desarrollo de lo que fue reportado previamente, amenazas que pueden darse en cualquier etapa del embarazo, señalaron investigadores el viernes.

Los hallazgos son resultados preliminares del primer estudio que rastrea a mujeres embarazadas en Brasil en el momento en que fueron infectadas, y no demuestran que el zika sea el culpable. Pero se dan a conocer mientras un estudio separado de laboratorio publicado el viernes refuerza la afirmación de que el zika causa un grave defecto de nacimiento llamado microcefalia —bebés con cabezas anormalmente pequeñas— al atacar células cerebrales embrionarias.

"Es mucho más que la microcefalia", indicó la doctora Karin Nielsen de la Universidad de California, plantel Los Ángeles, que encabezó el estudio de embarazo con colegas del Instituto Fiocruz en Brasil. "Tal parece que puede actuar en múltiples frentes".

El virus transmitido por un mosquito, que se está propagando por Latinoamérica y el Caribe, normalmente sólo causa síntomas leves, si acaso, en adultos. Pero los científicos aumentaron la alarma cuando funcionarios de salud brasileños reportaron un aparente incremento en bebés nacidos con microcefalia, en que sus cerebros no se desarrollan en forma normal. Los reportes han documentado rastros del virus en los cerebros de los bebés afectados que fallecieron poco después de nacer, y en el tejido cerebral de los fetos luego de abortos.

El estudio brasileño, difundido el viernes en la revista New England Journal of Medicine, dio un vistazo más a fondo a lo que ocurre durante el embarazo.

Hasta ahora, el estudio rastrea a 88 embarazadas que buscaron atención médica por síntomas parecidos al zika en una clínica operada por la Fundación Oswaldo Cruz en Río de Janeiro entre septiembre y el mes pasado. Las pruebas muestran que 72 estaban activamente infectadas con el virus. Cuarenta y dos de las mujeres infectadas, y todas las presumiblemente no infectadas, accedieron a someterse a ultrasonido fetal. Tales estudios hallaron anormalidades en 12 de las mujeres infectadas, el 29%. Las mujeres no infectadas tuvieron ultrasonidos normales.

Los exámenes revelaron cierto desarrollo cerebral anormal. Pero también detectaron dos fetos que murieron en el útero durante el último trimestre del embarazo; pobre desarrollo incluso sin microcefalia; problemas con la placenta, y un caso que requirió una cesárea de emergencia debido a poco líquido amniótico, dijo Nielsen.

Seis nacimientos de bebés vivos han ocurrido hasta ahora. Un bebé presenta microcefalia severa. Dos nacieron en etapa prematura, uno de los cuales tenía lesiones en los ojos que indicaban problemas de visión, si no es que ceguera. Otros dos bebés tuvieron ultrasonidos normales y de hecho parecen sanos. El bebé que nació en la cesárea de emergencia tuvo problemas al principio pero ahora parece estar sano, añadió Nielsen.

Y lo más importante es que los investigadores vincularon los problemas a infecciones en cada trimestre del embarazo, no sólo en el primero, que los médicos han especulado que sería el más riesgoso.

___

En línea:

Cell Stem Cell: http://www.cell.com/cell-stem-cell/home

Microcefalia: http://1.usa.gov/1oZfKo2

___

Malcolm Ritter está en Twitter como http://twitter.com/malcolmritter

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario