Deportes 26 junio 2016

Griezmann, Hazard y Drexler: individualidades que deciden

PARIS (AP) — Los nervios volvieron a carcomer a Francia, esta vez ante una insolente Irlanda, pero la anfitriona de la Eurocopa recurrió a la lucidez de Antoine Griezmann

Cuando Bélgica se dilataba en darle la estocada a Hungría, Eden Hazard frotó su lámpara.

Y Alemania jugó su mejor partido del torneo ante una blanda Eslovaquia. Julian Draxler le dio la razón al técnico Joachim Loew, quien le dio la titularidad a expensas de Mario Gotze.

Francia, Bélgica y Alemania avalaron el domingo su condición de aspirantes al título de la Euro 2016, los tres sellando sus pases a los cuartos de final con aportes de individualidades de gran calidad.

El 4-0 que Bélgica le endosó a Hungría en Tolosa fue el resultado más abultado en lo que va del torneo, mientras que el 3-0 que Alemania le propinó a Eslovaquia en Lille debe destacarse como la actuación más completa en tres semanas de partidos en Francia.

Más sufrido fue lo del local, que debió remontar un marcador adverso tras un penal en el segundo minuto. Pero el doblete de Griezmann, el diminuto delantero del Atlético de Madrid, tras el descanso le dio a Francia una merecida victoria 2-1 ante Irlanda.

Los goles de Griezmann cayeron en un lapso de tres minutos, a los 58 y 61. El primero fue con un soberbio cabezazo para rematar el centro desde la derecha de Bacary Sagna, mientras que en el segundo amansó el balón que Olivier Giroud peinó hacia sus pies antes de definir al penetrar por el medio del área.

"Estuvimos temblando", reconoció el técnico de Francia Didier Deschamps, quien no termina de encontrar un equipo y esquema fijos. "Tuvimos que cavar con todas nuestras fuerzas".

El partido dio el giro con un cambio posicional en el arranque de la segunda mitad, cuando Griezmann pasó a jugar detrás de Giroud por el medio, y Francia encontró a alguien le diese calma.

Griezmann está acostumbrado a situaciones de máxima tensión: "Así es todo el año con el Atlético. Ganamos partidos por 1-0 y estamos sufriendo hasta el final".

Los goles y la calidad del juego en los tres partidos disputados el domingo hicieron olvidar la desteñida jornada del sábado en la que Gales, Polonia y Portugal avanzaron.

Quizás no exista otro equipo con tantas individualidades que Bélgica, pero su entrenador Marc Wilmots no acaba de cuajar un colectivo que funcione en armonía y que no caiga en momentos de displicencia.

Uno de esos talentos es Hazard, el creativo que vino a la Eurocopa tras una temporada desconcertante en Chelsea. Tras adelantarse a los 10 minutos con el tanto de Tobias Alderweireld, Bélgica pospuso hasta el último cuarto de hora la tarea de liquidar a Hungría. Fue cuando aparecieron las fintas de Hazard y otras perlas para una ráfaga que dio forma a la goleada.

Luego que Jerome Boateng puso en ventaja a Alemania, Draxler dio un recital por la banda izquierda, donde deleitó a la grada con sus regates. Gestó el segundo gol antes del descanso con su asistencia a Mario Gómez y luego anotó con una volea a la escuadra en el complemento.

Draxler tiene apenas 22 años y fue integrante del equipo que se consagró campeón en el Mundial de Brasil 2014, pero solo sumó minutos como suplente en el 7-1 en las semifinales ante el anfitrión.

Los alemanes están en un sector del cuadro cargado de selecciones con numerosos títulos mundiales y continentales, y que en cuartos les deparará un cruce contra el ganador del Italia-España el lunes.

"Del siguiente rival no hablamos", dijo Draxler. "Sea quien sea nos va tocar un rival de alto calado".

Lo importante es que Loew parece haber encontrado el conjunto para encarar los duelos más apasionantes.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario