Negocios 22 noviembre 2016

Grecia: Rescate de línea dura sería un desastre social

ATENAS (AP) — Una nueva ronda de negociaciones entre el gobierno de Grecia y acreedores internacionales se suspendió el martes luego que Atenas acusó a los prestamistas de línea dura de proponer nuevos recortes fuertes que serían "un desastre social".

Grecia quiere superar diferencias con líderes de la zona del euro y con el Fondo Monetario Internacional para inicios del próximo mes. Eso desbloquearía más fonos de rescate y desencadenaría negociaciones hacia medidas modestas para aliviar la aplastante deuda de la nación.

El Ministerio de Finanzas señaló que las negociaciones en Atenas habían logrado "un avance significativo". La dependencia gubernamental espera conseguir un acuerdo para el 5 de diciembre, cuando ministros de Finanzas de países que utilizan el euro como divisa común discutirán sobre el programa de Grecia y el curso de su tercer rescate financiero internacional sucesivo.

Pero ambas partes siguen distanciadas, principalmente en lo referente a espinosas reformas laborales y al gasto público.

"Si las contrapropuestas significan recortes a los servicios de salud, de educación, recortes en todo hasta las pensiones, y despidos masivos en el servicio civil, que ya está falto de personal, eso sería un desastre social y no sería aceptado por el gobierno o por el pueblo griego", dijo en una sesión informativa vespertina Dimitris Tzanakopoulos, vocero del gobierno.

Un funcionario del gobierno confirmó un reporte del diario alemán Sueddeutsche Zeitung de que los ministros de Finanzas de Alemania, Francia, Italia y España están planeando reunirse el viernes en Berlín con directivos del FMI y del Banco Central Europeo para discusiones que incluirían la deuda de Grecia y las medidas de rescates.

El funcionario solicitó no ser identificado y describió la reunión planeada como "no extraordinaria".

El gobierno griego, encabezado por la izquierda, quiere afianzar los poderes de negociación salarial de los sindicatos, y está resistiendo la presión de acreedores —instituciones de la UE y el FMI— para que facilite despidos en el sector privado.

El sindicato más grande de servidores públicos del país llamó a una huelga de 24 horas para el jueves con el argumento de que no pueden continuar los despidos masivos de personal. El sindicato dijo que la cifra de personas empleadas por el gobierno y compañías estatales ha sido recortada de 936.000 en 2011 a 567.000.

"El tercer rescate financiero es otro paso para llevar las regulaciones laborales a la Edad Media", señaló el sindicato en un comunicado.

__

Gatopoulos está en Twitter como http://www.twitter.com/dgatopoulos

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario