Mundo 25 marzo 2016

Fuerzas sirias recapturan recinto cerca de Palmira

DAMASCO, Siria (AP) — Las fuerzas del gobierno sirio recapturaron el viernes un recinto fortificado de la época de los mamelucos en Palmira que estaba en manos del grupo extremista Estado Islámico, informaron la prensa estatal siria y grupos de control. Mientras tanto, la intensa batalla por el control de la histórica ciudad entraba en su tercer día.

Aviones sirios y rusos atacaron por lo menos 56 blancos dentro de las áreas de la ciudad en control de Estado Islámico, mientras milicias progubernamentales apoyaban el avance del ejército, dijo el Observatorio Sirio por los Derechos Humanos, un grupo de observación con sede en Gran Bretaña.

Palmira ha estado controlada por el grupo extremista desde mayo. Los milicianos han destruido algunas de las reliquias arqueológicas más conocidas de la era romana.

Las fuerzas del gobierno cortaron el viernes la carretera entre Palmira y otro bastión del Estado Islámico, el pueblo de Qaryatayn, debilitando el control de los extremistas en dos de sus principales bastiones en Siria, según la televisora libanesa Al-Mayadeen, progubernamental.

Los milicianos de Estado Islámico dependían de Qaryatayn, ahora cercada, para reforzar las defensas en Palmira.

Un video difundido por la agencia de prensa de Estado Islámico, con fecha del jueves, muestra lo que dice ser Palmira donde se ven daños moderados a graves en la ciudad moderna. "Dios mediante, venceremos a los infieles", dijo un combatiente de aspecto fatigado, sobre los restos de un tanque.

Las fuerzas del gobierno atacaron los suburbios de la ciudad, según la prensa estatal siria y activistas de la oposición.

Un funcionario militar no identificado, citado por la agencia noticiosa estatal SANA, dijo que las fuerzas del gobierno capturaron primero la colina Tel, cerca de la ciudadela de Palmira, así como varias colinas en torno de la ciudad histórica. El jueves entraron brevemente en la ciudad pero fueron rechazados.

Pese al avance del gobierno, vastas partes de la ciudad, incluso las famosas ruinas romanas, siguen bajo control de los extremistas.

La directora de UNESCO, Irina Bokova, saludó la operación para desalojar a Estado Islámico y prometió que, en cuanto se restablezca la seguridad, la agencia cultural internacional está dispuesta a ir a Palmira junto con equipos de expertos sirios "para evaluar los daños y proteger la inapreciable tradición de la ciudad de Palmira".

"La destrucción de los templos de Ball Shamin y Bel, las torres funerarias y el Arco de Triunfo son una pérdida inmensa para el pueblo sirio y el mundo", afirmó Bukova. "La destrucción deliberada del patrimonio es un crimen de guerra y UNESCO hará todo en su poder para documentar el daño a fin de que esos crímenes no queden impunes".

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario