Mundo 20 noviembre 2016

Fiscales surcoreanos creen que presidenta conspiró con amiga

SEUL, Corea del Sur (AP) — La fiscalía surcoreana cree que la presidenta del país, Park Geun-hye, conspiró en actividades delictivas de una confidente secreta que supuestamente manipuló asuntos del gobierno y aprovechó sus lazos con la presidenta para amasar una fortuna ilícita. La dura revelación de la fiscalía el domingo podría convencer a los partidos de oposición a que presionen para impugnar a la mandataria.

Los fiscales quieren interrogar a Park en persona, pero el portavoz de presidencia Jung Youn-kik, que dijo que la investigación parecía una "difamación" contra la mandataria, insinuó que la presidenta seguiría rechazando el interrogatorio.

La fiscalía acusó formalmente el domingo a la antigua amiga de Park, Choi Soon-sil, sospechosa de interferir con asuntos del estado e intimidar a empresas para que dieran decenas de millones de dólares a fundaciones y negocias bajo su control.

En una rueda de prensa televisada, Lee Yuong-ryeol, fiscal jefe de la Oficina Central del Fiscal del Distrito de Seúl, dijo que según las pruebas, "la presidenta participó como conspiradora en una parte considerable de las actividades delictivas de los sospechosos Choi Soon-sil, Ahn Jong-beom y Jung Ho-sung", aludiendo a dos asesores presidenciales que también fueron acusados el domingo de haber ayudado a Choi.

"Sin embargo, debido a la impunidad de la presidenta ante el procesamiento establecida en el artículo 84 de la constitución, no podemos acusar a la presidenta. El cuartel general de investigación especial seguirá presionando para una investigación contra la presidenta a partir de esta conclusión", dijo Lee.

La portavoz de Park dijo que los detalles anunciados por el fiscal eran "totalmente falsos y son sólo una torre construida sobre arena, basada en imaginación y elucubraciones y en la ignorancia de los hechos objetivos".

"No creemos que la investigación de la fiscalía hasta ahora haya sido justa o políticamente neutral", añadió.

La presidenta piensa demostrar su inocencia "cooperando activamente" con una investigación independiente realizada por un fiscal especial, dijo Jung. Park tiene inmunidad pero puede ser investigada.

El mayor partido de oposición en el país, el Minjoo, emitió un comunicado el domingo pidiendo la renuncia inmediata de Park y señalando que no debe permitirse que una "sospechosa de delitos" dirija el país.

Park enfrenta crecientes peticiones de que renuncie por un escándalo que según las voces críticas ha socavado la democracia surcoreana. Aunque alentados por una oleada de protestas masivas, los partidos de oposición no han llegado por ahora a presionar seriamente para impugnar a Park, debido a los temores a una reacción negativa de los votantes conservadores y a afectar negativamente a las elecciones presidenciales del año que viene.

Sin embargo, cada vez más miembros de la oposición señalan que el intento de impugnación es inevitable porque no es probable que Park dimita y renuncie a su inmunidad.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario