Deportes 12 junio 2016

Euro: Italia pone a examen la candidatura de Bélgica

LYON, Francia (AP) — La generación dorada de Bélgica saldrá a confirmar que está a la altura de todo el bombo que le acompaña cuando el lunes enfrente a una Italia huérfana de estrellas por el Grupo E de la Eurocopa.

Segunda en el ranking de selecciones de la FIFA, los belgas han sido señalados dentro del lote de favoritos para coronarse campeones de la Euro 2016, pese a su insípido desempeño en el Mundial de Brasil 2014.

El seleccionado belga reúne una colección de figuras, que van del arquero a la delantera, que se destaca en los mejores clubes de la Liga Premier inglesa.

En caso que la siempre rocosa defensa de Italia sepa neutralizar a los habilidosos Eden Hazard y Kevin De Bruyne, Bélgica deberá jugarse su suerte en un grupo que completan la siempre porfiada Irlanda y la Suecia de Zlatan Ibrahimovic.

Belgas e italianos disputaron un amistoso recién en noviembre, saldado con una victoria 3-1 para los Diablos Rojos. El estadio de Lyon, inaugurado en enero de este año, es uno de los más esperados de la fase de grupos.

El entrenador belga Marc Wilmots no tuvo tapujos en reconocer que hubiera preferido un rival más fácil para el debut.

"Lo mejor habría sido enfrentar a este oponente en el tercer partido", dijo Wilmots. "Hay que sacarlo adelante. Si se pierde, los siguientes dos serán de mayor tensión. Si lo ganas, el panorama será cómodo".

En el ataque, Wilmots dispone de varias cartas. Aparte de los volantes Hazard (Chelsea) y De Bruyne (Manchester City), también dispone de los delanteros Romelu Lukaku (Liverpool), Divock Origi y Christian Benteke (ambos de Liverpool).

Hazard quedó debiendo en el Mundial brasileño y viene de una temporada muy floja con Chelsea, luego que en la anterior fue proclamado como el mejor futbolista de la Premier.

El talón de Aquiles de Bélgica es su defensa, con la salvedad del arquero Thibaut Courtois. Vincent Kompany es el muro de la zaga, pero el central y capitán del Manchester City fue descartado por una lesión que sufrió en las semifinales de la Liga de Campeones, en la que su club perdió ante Real Madrid. Todo indica que Wilmots recurrirá a Toby Alderweireld (Tottenham) para cubrir la ausencia de Kompany.

Más que nunca, Italia apelará a su dogma defensivo tras las lesiones que dejaron fuera a varias fichas claves de su mediocampo y una delantero sin figuras de fuste. Gianluigi Buffon, su arquero de 38 años, se presenta otra vez como el baluarte, acompañado por el trío de zagueros compuesto por Leonardo Bonucci, Andrea Barzagli y Giorgio Chiellini.

"La solidaridad en defensa debe ser nuestra máximo objetivo", dijo Chiellini. "No creo que el equipo precise de anotar muchos goles. Sólo basta con marcar uno más que el rival y que no nos superen".

Pero la pegada de Italia deja mucho que desear: la única vez que metieron goles en uno de sus diez partidos de las eliminatorias fue contra la débil Azerbaiyán.

Esta no es la misma Italia que el díscolo Mario Balotelli cargó hasta la final de 2012.

Antonio Conte, el seleccionador que al final del torneo asumirá las riendas de Chelsea, ha sido criticado por prescindir de la sobriedad que aportaba el volante Andrea Pirlo. Para complicar más las cosas, los también mediocampistas Marco Verratti y Claudio Marchisio no vinieron a Francia por lesiones.

Pero los pergaminos de Italia —cuatro mundiales y un título europeo— nunca deben ser subestimados.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario