EEUU 28 junio 2016

Estudio con monos revela que zika dura más durante embarazo

WASHINGTON (AP) — Investigadores infectaron monas embarazadas con el virus del zika para conocer sus efectos sobre el feto en desarrollo, y en un giro inusual permitirán al público conocer sus conclusiones en tiempo real.

Una de las primeras conclusiones sorprendentes es que mientras el zika permanece en el torrente sanguíneo durante apenas una semana después de la infección, en una mona embarazada permaneció durante 70 días y en otra durante 30.

Una buena noticia es que los ensayos con monas no embarazadas sugieren que la primera infección con zika inmuniza contra una segunda infección más adelante.

El macaco resus es un buen modelo para estudiar cómo el zika infecta a la gente, dijeron investigadores de la Universidad de Wisconsin-Madison en Nature Communications. Pero lo novedoso es que están publicando la información no elaborada online inmediatamente, incluso las imágenes de ultrasonido de fetos de monos que "pueden suscitar emociones más fuertes que los gráficos relativamente estériles", para que los laboratorios de investigación puedan colaborar y acelerar los descubrimientos.

La colaboración permitirá "utilizar la menor cantidad posible de animales para responder a preguntas de investigación importantes", dijo a la prensa el jefe del equipo investigador, el patólogo David O'Connor. "Esperamos que esto aliente a otros a publicar sus datos en tiempo real para acelerar la respuesta al virus del zika y otros brotes en el futuro".

Otros laboratorios se han sumado al movimiento para compartir datos de monos infectados con zika en tiempo real.

"Así se deberían realizar las investigaciones, sobre todo de enfermedades emergentes que causan tantos problemas", dijo Koen Van Rompay, del centro de investigación de primates en la Universidad de California, Davis. El y O'Connor se consultan para evitar la duplicación de experimentos. "Estamos en una carrera contra el virus, una carrera contra el tiempo. No deberíamos competir entre nosotros", añadió.

El virus del zika, transmitido principalmente por un mosquito tropical, es la causa de una epidemia en Latinoamérica y el Caribe. Provoca una enfermedad leve en la mayoría de los casos, pero puede provocar defectos de nacimiento graves si la mujer es infectada durante el embarazo. No se conoce la magnitud del riesgo ni se sabe si un embarazo se verá afectado o no.

El equipo de O'Connor infectó a las monas con una inyección cutánea de zika para imitar la picadura del mosquito. El trabajo del martes reúne los resultados de ocho animales. Tal como sucede en los seres humanos, los seis monos no embarazados quedaron libres de zika rápidamente, en menos de 10 días.

Cuando los investigadores intentaron infectarlos nuevamente 10 semanas después, los monos no se enfermaron, lo cual indica que se podría crear una vacuna protectora, dijo O'Connor.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario