Mundo 31 mayo 2016

El turismo de Puerto Rico sufre la picadura del zika

SAN JUAN, Puerto Rico (AP) — Era la boda de una de sus mejores amigas y Natalie Kao iba a ser dama de honor en un ambiente tropical y distendido en una pequeña isla frente a la costa oriental de Puerto Rico. Pero la presencia del virus del zika en el territorio estadounidense le hizo pensárselo dos veces.

Kao, embarazada de gemelos, sabía que el virus, que se transmite por la picadura de un mosquito, ha sido relacionado con una rara malformación congénita en un pequeño porcentaje de casos. "Desconoces el impacto, lo que es muy aterrador", dijo la mujer de San Francisco.

Y envió sus disculpas a los novios, como varias docenas de invitados a la boda.

El zika ha afectado a Puerto Rico más que a cualquier otra parte de Estados Unidos, con más de 1.170 casos confirmados, una muerte y el primer caso de microcefalia con origen en territorio estadounidense. Ahora, la preocupación por el virus está empezando a afectar a la industria turística, uno de los pocos sectores boyantes en una economía por lo demás en decadencia.

Es imposible saber con certeza el número total de personas que abandonaron sus planes para viajar a la isla u optaron por otro destino. Pero en la cancelación de al menos 42.000 reservas de habitaciones de hotel hasta 2018 se citó el zika como motivo, lo que supone la pérdida de unos 28 millones de dólares en ingresos en alojamiento, restauración y otras actividades, dijo Ingrid Rivera, directora ejecutiva de la Compañía de Turismo de Puerto Rico.

La gente que trabaja en la industria dice que llevan meses viendo los efectos de la enfermedad y que la situación parece estar empeorando.

Luis Álvarez Pérez, propietario de una empresa de viajes de lujo en San Juan, habla de un gran número de cancelaciones. "La gente ha dejado de venir", apuntó.

El zika recibe su nombre del bosque de Uganda donde se descubrió en 1947 y desde entonces se han registrado numerosos brotes. Autoridades sanitarias de todo el mundo emitieron una alerta tras detectarlo en Brasil en mayo del año pasado y se ha expandido con rapidez por el hemisferio occidental, transportado por el mosquito Aedes aegypti.

No se considera una enfermedad especialmente peligrosa en comparación con el dengue y el chikungunya, que se contagian por el mismo mosquito. El zika puede causar dolor de cabeza, fiebre, erupciones e irritación ocular. Pero ahora se ha vinculado con la microcefalia, una rara malformación congénita por la que los bebés nacen con una cabeza anormalmente pequeña, además de con una enfermedad paralizante y poco común llamada síndrome de Guillain-Barré.

Pero incluso estas poco frecuentes complicaciones pueden dar miedo. Kao apunta que le dijeron que el Zika provocó un gran estado de ansiedad en la boda de febrero, cuando varios de los invitados fueron picados por mosquitos.

"Alguna gente lloró", dijo. "Estaban tristes y regresaron a sus habitaciones".

En los meses siguientes, las cancelaciones comenzaron a subir. La liga de béisbol estadounidense (MLB) descartó celebrar en Puerto Rico una serie de dos juegos entre los Marlins de Miami y los Piratas de Pittsburgh, prevista para finales de mayo y que finalmente se disputará en Miami. Responsables de turismo dijeron que esta decisión tuvo un coste de 4,5 millones de dólares en ingresos para la isla. Otros grandes grupos abandonaron sus planes de viajes, como la Corporación de Internet para la Asignación de Nombres y Números (ICAAN, por sus siglas en inglés), con sede en California. Docenas de personas se retiraron de un evento internacional de boxeo previsto para octubre.

"Estamos empezando a ver un mayor impacto con los grupos", dijo Rivera. "Claramente, es una tendencia que queremos asegurarnos de detener".

El turismo representa solo del 7% de la economía de Puerto Rico, pero el dinero generado por los visitantes ha ido en aumento en los últimos años coincidiendo con la contracción de otros sectores por una larga recesión de una década y los problemas del gobierno territorial para gestionar una deuda pública disparada.

Algunos funcionarios puertorriqueños han criticado a los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades de Estados Unidos (CDC, por sus siglas en inglés) por lo que consideran advertencias demasiado alarmantes. El CDC prevé que más del 20% de los 3,5 millones de habitantes de la isla podrían contraer el zika en un brote que se espera alcance su punto más alto este verano.

"Han exagerado los números", dijo la secretaria de Sanidad del territorio, Ana Rius, a The Associated Press. "Nunca vamos a alcanzar esas cifras".

El CDC dijo a la AP que reconoce que Puerto Rico tiene problemas y apuntó que los legisladores estadounidenses trabajan para gestionar la crisis en la isla. Pero apunta también que la educación es la clave para evitar la expansión del zika. "Una de nuestras responsabilidades es proporcionar el mejor conocimiento científico disponible a la gente, y cuánto más sabemos sobre el zika, más grave pensamos que es", afirmó la agencia en un comunicado.

Kao dijo que ama Puerto Rico y ha visitado la isla en múltiples ocasiones, pero destacó que su embarazo es su prioridad, como ocurre con muchos de los invitados que no acudieron a la boda.

"Cuando las noticas siguieron empeorando dijimos 'Ya está. No vamos''', recuerda. "Ninguno de nosotros quería arriesgarse".

___

La periodista de AP Danica Coto está en Twitter en www.twitter.com/danicacoto

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario