Mundo 24 marzo 2016

El Salvador: seguidores de Romero recuerdan su martirio

SAN SALVADOR, El Salvador (AP) — Cientos de fieles seguidores del beato Oscar Arnulfo Romero participaron el jueves en una emotiva misa en la capilla La Divina Providencia, donde el 24 de marzo de 1980 fue asesinado por un francotirador, y luego marcharon en una peregrinación hasta la cripta den catedral metropolitana donde descansan sus restos.

"Todo el pueblo sencillo, el pueblo amante de monseñor Romero se hizo presente a la capilla del Hospital La Divina Providencia para recordar aquella eucaristía que monseñor no terminó porque le quitaron la vida en el momento en que estaba haciendo el ofertorio", dijo el padre Domingo Solís, uno de los participantes en la misa concelebrada.

La pequeña capilla del hospitalito para enfermos de cáncer no fue suficiente para albergar a los cientos de peregrinos que esperaron que terminara la misa en la que participaron varios sacerdotes y luego marcharon hacia la catedral, en un recorrido de unos siete kilómetros, para visitar la cripta que guarda los restos de Romero, al que muchos llaman "San Romero de América".

Por razones litúrgicas, la Iglesia católica salvadoreña decidió adelantar la conmemoración el pasado sábado con una misa concelebrada que fue presidida por el arzobispo de Guatemala, Óscar Vian Morales y en la que también participaron el nuncio apostólico en El Salvador, León Kalenga, y el arzobispo de San Salvador, José Luis Escobar Alas.

Sin importar el caluroso clima y los ardientes rayos del sol, los fieles de Romero marcharon entonando cantos religiosos, mientras portaban flores multicolores y carteles con la imagen del cura conocido como "la voz de los sin voz", como le llamaron por abogar por los más pobres e indefensos durante la represión impulsada por los militares en los años 70.

"Mientras vivamos en un sistema injusto las palabras de monseñor Romero, sus enseñanzas estarán vigentes", dijo el sacerdote Germán López, de la Iglesia Anglicana.

"Su mensaje sigue vigente porque el sistema injusto que él denuncio aún está vigente, aún vivimos en un sistema opresor, neoliberal y él dijo que esto había que cambiarlo de raíz y no se ha cambiado. Mientras estén estas condiciones injustas, estas estructuras injustas de pecado, el mensaje de monseñor Romero sería siempre actual", agregó.

Teresa Sánchez, una humilde mujer de más de 60 años, que caminó todo el trayecto y en sus manos tenía una estampa del beato Romero, expresó su alegría al conocer los rumores que Romero podría sea declarado santo en 2017. "Me han dicho que el papa (Francisco) va a venir el otro año, cuando monseñor cumpla años (agosto) y lo va santificar, que bueno que sea oficial, pero para mí él ya es un santo", manifestó.

Romero, recibió un disparo mortal cuando oficiaba misa un día después de pedir a los militares en una homilía: "En nombre de Dios y de este sufrido pueblo les ruego, les suplico, les ordenó, en nombre de Dios, cese la represión".

Un informe de la Comisión de la Verdad de Naciones Unidas, creada poco después de los acuerdos de paz, determinó que el autor intelectual del crimen fue el ya fallecido mayor Roberto d*Aubuisson, fundador del partido derechista Alianza Republicana Nacionalista que gobernó el país durante 20 años (1989-2004).

Sin embargo, los responsables materiales del crimen no serán castigados debido a una amnistía promulgada por el gobierno de Arena horas antes de ser divulgado el informe de la Comisión en 1993.

La Iglesia católica salvadoreña que ya acudió con el caso a la Corte Interamericana de los Derechos Humanos, no ha renunciado a que se investigue el asesinato.

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario