EEUU 11 abril 2016

EEUU: Mientras más sabemos del zika, más miedo da

WASHINGTON (AP) — Entre más aprenden los investigadores sobre el virus zika, da cada vez más miedo, admitieron el lunes las autoridades federales de salud, que solicitaron se destinen más fondos para el control de mosquitos y el desarrollo de vacunas y tratamientos.

Los científicos creen cada vez más que el zika, que se extiende por Latinoamérica y el Caribe, provoca efectos devastadores en los cerebros de los fetos, en caso de que mujeres embarazadas contraigan la enfermedad.

"Todo lo que observamos de este virus parece cada vez más amenazante de lo que creíamos inicialmente", dijo la doctora Anne Schuchat de los Centros para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC por sus siglas en inglés), durante un informe en la Casa Blanca.

Y pese a que los expertos no prevén un contagio masivo en Estados Unidos "necesitamos estar preparados", afirmó la doctora.

El presidente Barack Obama ha solicitado cerca de 1.900 millones de dólares en fondos de emergencia para ayudar a combatir el brote internacional de zika y prepararse en caso de que el virus se propague en Estados Unidos, pero la solicitud se ha visto frenada en el Congreso de mayoría republicana. La semana pasada, el gobierno informó que destinaría a la investigación los 589 millones de dólares que sobraron del brote de ébola.

Pero eso "no es suficiente para que hagamos el trabajo", dijo el doctor Anthony Fauci, de los Institutos Nacionales de Salud (INH por sus siglas en inglés), cuya agencia espera tener lista una vacuna para la primera etapa de pruebas de seguridad a inicios del otoño (boreal). "Es solo una solución temporal".

El zika era considerado hace tiempo como un virus molesto, que provocaba nulos o pocos síntomas en la mayoría de las personas. Pero tras reportes en Brasil de infecciones registradas el año pasado en mujeres embarazadas, se le ha vinculado de manera estrecha con el nacimiento de bebés con cabezas anormalmente pequeñas, un defecto de nacimiento conocido como microcefalia, que a menudo conlleva daño cerebral.

"No soy alarmista", dijo Fauci, pero él y Schuchat citaron un creciente motivo de preocupación en torno al zika:

—Los investigadores han vinculado al zika con mortinatos, abortos, problemas oculares y otras complicaciones, no solo en el primer trimestre de gestación, sino a lo largo del embarazo.

—Los investigadores brasileños reportaron el domingo que el zika ataca de manera preferente las células cerebrales en desarrollo. Utilizaron células madre para estudiar el desarrollo cerebral fetal en cajas de Petri, y reportaron al diario Science que el virus tomado de un paciente brasileño destruyó las neuronas en crecimiento en unos cuantos días.

—También existe evidencia de que algunos adultos ocasionalmente pueden sufrir efectos más serios del zika. Los investigadores ya estudian si el síndrome Guillain-Barré, una afección que puede provocar parálisis, está relacionada al zika. El domingo, otro equipo de investigación en Brasil reportó que dos enfermos de zika sufrieron un nuevo padecimiento, una inflamación en el cerebro que daña la cubierta de las neuronas de manera similar a la esclerosis múltiple.

Los CDC han advertido que las mujeres que estén embarazadas o intenten concebir, eviten viajar a zonas afectadas por el zika. Debido a que a veces el zika se contagia por transmisión sexual, los CDC también dicen que los hombres que viajen a zonas con zika deben utilizar condón al momento de tener relaciones con su pareja, en caso de que esté embarazada, o abstenerse de tener relaciones sexuales hasta que nazca el bebé.

Hasta el momento se han reportado más de 300 casos de zika relacionados con viajes dentro de Estados Unidos, y los CDC también quieren que los viajantes tomen medidas adicionales para evitar las picaduras de mosquito una vez que estén de regreso en Estados Unidos, para que los mosquitos locales no recojan el virus y comiencen a propagarlo. Aunque los CDC esperan que ocurran algunos casos de zika por picaduras de mosquito a nivel local, ya trabajan con gobiernos locales y estatales para incrementar el control de mosquitos.

Además de la investigación de una posible vacuna, Fauci dijo que los NIH investigan medicamentos en la búsqueda de encontrar un tratamiento. Unos cuantos — 15 de los 62 probados hasta ahora — generan algún grado de actividad contra el zika en pruebas de laboratorio, aunque advirtió que "eso no significa que vayan a resultar".

Fuente: Associated Press

¿Qué te ha parecido esta noticia?

Notas Relacionadas

Deja tu comentario